Alemania ya tiene su primera “autopista eléctrica”

El gobierno alemán en colaboración con Siemens y Scania ha puesto en marcha los primeros diez kilómetros de “autopista eléctrica” para camiones en la A5 en las proximidades de Frankfurt. El objetivo es electrificar al menos 4.000 kilómetros de infraestructuras viales.

Alemania autopista eléctrica

Dentro del programa Elisa de movilidad sostenible, Alemania acaba de estrenar en las proximidades de la ciudad de Frankfurt la primera “autopista eléctrica” diseñada para el tránsito de camiones. En concreto e trata de un tramo de diez kilómetros de la A5 que une las localidades de Langen y Weiterstadt. Este proyecto es continuación del primer experimento de “autopista eléctrica” que en 2010 se puso en marcha en Berlín.

Si la prueba en tráfico real funciona este tipo de infraestructuras podrían extenderse a otras carreteras germanas, entre ellas la A1 entre Hannover y Lübeck o la B462 en Baden Württemberg. Por el momento el gobierno alemán, en colaboración con Siemens y Scania, ha invertido en este programa unos 50 millones de euros.

Esta “autopista eléctrica” cuenta una catenaria situada a cinco metros de altura sobre el carril derecho, a la que los camiones se enganchan a través de un pantógrafo que llevan ubicado sobre la cabina del conductor, lo que les ha valido el sobrenombre de “troletruck”. Esta instalación no impide que otro tipo de vehículos y de camiones puedan utilizar la autopista sin ningún problema.

En estas circunstancias los vehículos pueden circular en modo eléctrico a una velocidad comercial de 90 km/h y dada su propulsión híbrida también pueden hacerlo utilizando combustible diésel, algo especialmente útil cuando por razones de su actividad de ven obligados a abandonar la “autopista eléctrica” y entrar en vías convencionales.

El objetivo del gobierno alemán es instalar hasta 4.000 kilómetros de catenarias en todo el país con el fin de cumplir los ambiciosos planes medioambientales, que con respecto a 1990 contemplan alcanzar una reducción de emisiones del 40% en 2020, del 55% en 2030 y del 95% en 2050, trabajando sobre la base de que al menos el 80% del transporte por carretera es susceptible de ser electrificado.Esta “autopista eléctrica” no es, por otro lado, la primera que se construye en Europa, ya que desde 2016 funciona una infraestructura similar en Suecia, y tampoco será la última que veamos puesto que Siemens ya tiene el encargo de liderar otro proyecto en California (Estados Unidos).

Seguro para camiones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *