BMW cumple 100 años: Pasado, presente y futuro en diez parrillas

BMW PARRILLAs CLaSICA

Si hay un elemento que caracteriza a los modelos de BMW esa es su parrilla delantera. Y es que esta parrilla doble en forma de piñón aporta una estética armoniosa y sofisticada a todos sus vehículos, ya sean pasados, presentes o futuros. A continuación hacemos un repaso a los más de cien años de historia de BMW a través de diez de sus parrillas más icónicas.

La parrilla es uno de los ejes centrales sobre el que gira el diseño de los vehículos de BMW. Además de cumplir con su función principal, la refrigeración del grupo motor, junto a la integración de las ópticas delanteras, fue a partir de 1933 -concretamente con el BMW 303- cuando el diseño de la parrilla se convirtió en un emblema distintivo en todos los modelos de BMW.

BMW 303

En 1933 BMW lanzaba al mercado su modelo 303, un vehículo que protagonizó varios hitos en la historia de la marca. Por un lado, fue el primer modelo en montar un motor de seis cilindros y, por otro, con el 303 se estrenó el diseño de parrilla doble con forma de riñón que BMW sigue manteniendo como elemento distintivo desde hace más de noventa años.

BMW 303 – 1933
BMW 303 – 1933

BMW 503

Con la llegada del BMW 503 en 1956, un modelo pensado para cuatro ocupantes, la parrilla redujo su tamaño y posición, pero no cambió su forma. La disminución de sus dimensiones se debía a que ya no era el único elemento refrigerador, puesto que el 503 contaba con una doble ventilación lateral.

Por su parte, esta reducción de formato supuso que la parrilla se cromase y se colocara a media altura. Esta pequeña y visualmente atractiva parrilla se mantendría en los modelos BMW 3200 CS de 1962 y BMW 2000 CS de 1965.

BMW 503 – 1956

BMW 507

En 1956 también apareció en el mercado el BMW 507 Roadster, sin embargo, su diseño era mucho más avanzado en comparación con el BMW 503. La principal característica de este modelo es que sus tomas de aire estaban colocadas en horizontal, una pequeña licencia creativadel diseñador Albrecht Graf von Goertz y que compartieron un par de modelos más en la década de los noventa.

Desde un punto de vista técnico este cambio en el diseño era necesario para que el aire fresco entrara por el radiador para ventilar el motor V8 ubicado en un cofre considerablemente más bajo.

BMW 507 – 1956
BMW 507 – 1956

BMW M1

El BMW M1 es quizás uno de los deportivos más legendarios de todos los tiempos. Presentado en 1978 destacó por sus entradas de ventilación planas, como consecuencia de la escasa altura de la parte delantera, y por su parrilla diminuta, una de las más pequeñas de la marca alemana. Este diseño se replicó posteriormente en otros clásicos como el Serie 3, el Z1 o el Serie 8.

BMW M1 1978

BMW Serie 3 E36

La década de los noventa se estrenó para BMW con la presentación de la tercera generación de un mito, la Serie 3. La parrilla doble de este modelo era rectangular con las esquinas ligeramente redondeadas, un diseño plano extendido en horizontal y con las dos mitades separadas. A diferencia de otros modelos no había separación entre parrilla y faros.

BMW Serie 3-E36-1990

BMW i3

La parrilla del BMW i3 presentado en 2013 supone, y no por su forma, un hito en la historia de la marca. Con un diseño plano y ancho la novedad está en el marco azul que la rodea y que identifica a los modelos de BMW con tecnologías de propulsión eléctrica.

BMW i3 – 2013

BMW Serie 8 y Z4

En 2018 llegaron nuevos modelos BMW con una nueva parrilla doble. En los modelos Serie 8 y Z4 la parrilla tiene forma de pentágono horizontal con dos barras estrechas en el mismo color que la carrocería.

BMW Z4 – 2018

A nivel funcional estas parrillas sirven de entradas de aire secundarias con función Air Flap Control, abriéndose cuando es necesaria mayor refrigeración y cerrándose para reducir la resistencia del aire.

BMW X7 y Serie 7

Las parrillas de los modelos X7 y Serie 7 nos llevan a los primeros modelos de BMW. En estos coches las parrillas dobles cobran relevancia y tienen más presencia brindando a los vehículos un aspecto imponente.

BMW X7

El hecho de que el elemento más significativo de una marca sea el elemento central de un modelo, nos lleva a pensar que con el BMW X7 y el Serie 7 estamos ante los buques insignia del fabricante.

BMW Serie 4 Coupé

Si las parrillas de los modelos X7 y Serie 7 nos retrotraían a los clásicos de BMW, con el Serie 4 Coupé nos trasladamos a otra época directamente.

BMW Serie 4 Coupé - 2020

Y es que la parrilla de este modelo presentado en 2020 es de gran tamaño y está colocada de manera vertical con inclinación hacia el frente de manera similar a lo que sucedía en los BMW 328 Coupé de 1930 ó 3.0 CS de 1970.

BMW iX

La parrilla frontal doble del BMW iX, un vehículo 100% eléctrico, es similar en forma a la del Serie 4 Coupé. Sin embargo, hay grandes diferencias en materia de funcionali-dad. Y es que en este modelo de 2021 la parrilla no es solo un elemento estético, si no que está cargada de tecnología e innovaciones.

BMW iX - 2021

Detrás de esa parrilla cerrada hay una serie de cámaras, sensores y otras tecnologías trabajando para permitir una conducción asistida y automatizada.

seguro coche antiguo

TERRÁNEA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *