Champix, el fármaco financiado por la SS.SS. para dejar de fumar

Desde 2020 el Sistema Nacional de Salud incluye entre sus medicamentos de financiación pública el Champix, un fármaco que ayuda a las personas a dejar de fumar. La efectividad de la vareniclina, principio activo del medicamento, es del 40% aunque debe complementarse con terapia supervisada por los médicos de cabecera.

A finales del 2019, María Luisa Carcedo, ministra de Sanidad en funciones, anunciaba que el Sistema Nacional de Salud incluiría, por primera vez en la historia, la financiación pública de un medicamento destinado para aquellas personas que pretenden dejar de fumar.

La vareniclina, que se comercializa bajo el nombre comercial de Champix, obtuvo la subvención desde el 1 de enero de 2020. Desde aquel momento los pacientes que quieren dejar de fumar en España no tienen que hacer frente a los 200 euros que cuesta el tratamiento, teniendo en cuenta que el precio medio por envase es de 60 euros y su duración es de doce semanas.

Para Andrés Zamorano, presidente del Comité Nacional de Prevención del Tabaquismo, se trata de un gran hito que llevábamos mucho tiempo reclamando. En España fallecen alrededor de 60.000 personas al año a consecuencia del tabaco y somos uno de los países europeos con mayor número de fumadores.

Con esta medida se logra bajar el índice de tabaquismo en España, que alcanza al 22,1% de los ciudadanos, siendo el porcentaje del 34% en la franja de edad comprendida entre los 15 y los 64 años. Para los profesionales el uso de este fármaco no se concibe sin una terapia con el médico de familia, porque solo combinando ambos se podrán obtener resultados reales.

En este sentido se pronuncia Andrea Gallego, responsable del Grupo de Tabaquismo de la Sociedad Española de Medicina General y de Familia, que opina que el fármaco por sí solo no sirve, siendo necesario que a los pacientes se les prescriba, además de la vareniclina, un tratamiento cognitivo-conductual.

dejar el tabaco en allianz

Para saber por qué es tan efectiva la vareniclina y por qué debe combinarse con terapia, es necesario saber cómo funciona el fármaco, si es seguro y en qué consiste dicha terapia. Te lo contamos todo a continuación.

Así funciona la vareniclina del Champix

La vareniclina es un fármaco que simula los efectos de la nicotina, pero sin crear adicción. Esta sustancia bloquea los receptores nicotínicos y segrega un pequeña cantidad de dopamina, una hormona asociada con la felicidad y el placer que ayuda a sobrellevar el síndrome de abstinencia.

El tratamiento con este medicamento dura doce semanas. En la primera fase se introduce el fármaco mientras que el paciente sigue fumando. Esta combinación de tabaco y pastillas se prolonga durante las dos primeras semanas del tratamiento, tres en el caso de pacientes con un nivel muy alto de dependencia. Desde este momento se van aumentando las dosis de vareniclina hasta alcanzar el plazo máximo estipulado.

Los efectos secundarios producidos por el consumo de Champix, nombre comercial de la veraniclina, son muy reducidos. Se trata de un fármaco seguro que,en ocasiones, puede provocar náuseas, cefaleas, aturdimiento, insomnio o inquietud en los primeros días del tratamiento.

Su eliminación es por vía renal por lo que, salvo pacientes con insuficiencias renales, todo el mundo puede consumirlo de manera segura y eficaz.

champix para dejar de fumar

¿En qué consiste la terapia complementaria?

El tratamiento con vareniclina debe combinarse con una terapia que ayude a obtener mejores resultados. Combinar el fármaco con dicha terapia multiplica por tres las posibilidades de sumar un nuevo exfumador.

Este tratamiento complementario es una terapia cognitiva-conductual que pretende hacer que el paciente conozca sus hábitos de consumo y los cambie. Uno de los principales recursos es llevar un registro de los cigarrillos fumados. En él se debe apuntar la fecha, la hora del consumo y una valoración de las ganas de fumar en una escala del 0 al 10.

Este registro se cumplimenta durante la primera semana y es realmente útil para que médico y paciente puedan conocer en qué ámbitos y momentos del día donde hay que trabajar más.La lucha por la subvención de tratamientos antitabaco no es nueva. Los expertos llevan años pidiendo a las administraciones la financiación de este tipo de fármacos. Por esta razón la novedad anunciada por la ministra de Sanidad ha sido muy celebrada.

seguro médico

Jorge Monroy Criado

3 comentarios

  1. En este momento Me han dicho mi doctora que lo retiraron del mercado europeo. Es verdad?

  2. Hola, hoy he recogido el tratamiento de la seguridad social para dejar de fumar. Quisiera saber si con las pastillas anticoagulantes lixiana y bisoprolor me puede dar alguna reacción. Tengo arritmia, pues estoy un poco asustada. Gracias

    • Hola María Rosa. En el mismo prospecto del fármaco Chámpix tienes todas las indicaciones acerca de posibles efectos adversos. No obstante, si ha sido tu propio médico de cabecera quien te ha recetado el Champix, no debería haber problema (dado que tendrá tu historial y sabrá qué medicación tomas). Aún así, si tienes serias dudas o no te sientes segura, lo mejor es que pidas cita y él mismo te explique antes de que comiences con el tratamiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *