Citroën celebra su 100º Aniversario: 1919-2019

Ese año Citroën cumple cien años de existencia como marca de automóviles, un evento que la firma francesa tiene previsto rememorar con un buen número de celebraciones alrededor del mundo. Descubre con nosotros los modelos más míticos de Citröen y como algunos supusieron un hito para la industria automovilística de su época.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

En 1919 André Citroën fundaba una nueva marca de la industria automotriz a la que bautizaría con su nombre. La primera fábrica, ubicada en París, seguía el mismo modelo de cadena de montaje que Henry Ford había instaurado en Estados Unidos y en ella se produjo, el 4 de junio de 1919, el primer coche fabricado en cadena en Europa: el Citröen Type A.

Este modelo equipaba un motor de cuatro cilindros y 1,3 litros que le daban una potencia de 18 CV y una velocidad máxima de 65 Km/h. El Type A salió a la venta por 7.950 francos de la época, una cifra que al cambió actual supondría alrededor de 1.200 euros, aunque debido a su elevada demanda, en un año se alcanzaron las 10.000 unidades vendidas, pronto subiría de precio hasta alcanzar los 1.900 euros (12.500 francos). Este primer modelo de la recién estrenada marca francesa estuvo a la venta hasta 1921 con la llegada del Citroën B2.

El Citroën B2 era una versión más potente y avanzada del Type A y es el modelo con el que comienzan las exportaciones, hasta 3.000 unidades fueron enviadas fuera de las fronteras francesas en un solo año, y además fue el primer vehículo en cruzar el desierto del Sáhara de un extremo a otro solo un año después de su presentación.

citroen type A

Ese mismo año Citroën también empezó a mostrar su preocupación por los conductores. En febrero de 1921 presentaba las primeras láminas esmaltadas que permitían a los usuarios de las carreteras francesas orientarse con mayor facilidad, un pequeño síntoma de la mentalidad vanguardista de su creador.

En 1922 Citroën inauguraba una nueva planta en Levallois donde se fabricaría el 5 CV, el Caddy y el Type C. En los dos años posteriores la marca estrenaría otras tres nuevas factorías en Sant-Charles, con una cadena de montaje capaz de producir cien vehículos diarios, en Sant-Ouen, donde se ensamblaría la primera carrocería totalmente de acero para el B10, y la de Epinettes.

El B10 vería la luz en enero de 1924 y sería el primer vehículo que dejaba las carrocerías de chapa de acero y madera para ser fabricado exclusivamente con acero. Este modelo sería el protagonista del conocido como “Crucero Negro”, una caravana que recorrería cerca de 28.000 kilómetros por todo el continente africano desde Colomb-Béchar, al norte de Argelia, hasta Ciudad del Cabo, en Sudáfrica, entre el 28 de octubre de 1924 y el 26 de junio de 1925.

El mismo año de la finalización del “Crucero Negro” se presentaba el B12, un modelo que destacaba por incorporar frenos en las cuatro ruedas y se lanzaba la campaña publicitaria más llamativa de Citroën, pintar la Torre Eiffel con el nombre de la marca, una iniciativa que estaría vigente hasta 1934.

En 1929 Citroën lanzaría el C6-1, un camión ligero con una carga útil de 1.800 kg, un motor de seis cilindros y una potencia de 42 CV. La cabina estaba fabricada completamente en acero.

1934, la salvación de Michelin

Los años treinta comienzan con la creación de la Sociedad Anónima de Transporte Citroën. Ya con la marca “André Citroën” olvidada y con esta nueva denominación se presentan varios modelos a comienzos de la década. El Citroën C6 CGL, el C4G y el C6G, primeros vehículos con motores flotantes, o el “Rosalie”, primer coche con carrocería monocasco con 8, 10 y 15 CV que llegaba para sustituir a los C4 y C6.

Citroën Rosalie

Además, en 1931 se lleva a cabo el bautizado como “Crucero Amarillo”. Esta caravana pretende hacer lo mismo que el “Crucero Negro”, pero ésta vez atravesando el continente asiático desde Beirut a Pekín.

Por desgracia lo que comenzó siendo un camino de rosas pronto se tornó gris debido a la crisis económica que azotaba la industria automovilística francesa. Pese a ello André Citroën siguió fiel a sus principios de “fabricar más y más barato”. Así es como aparece el 7A, primer vehículo que con tracción delantera.

Sin embargo, esta actitud no impidió que la marca recurriese a impagos, por lo que Michelin, principal acreedor de Citroën, intervino para salvarles de la bancarrota. En 1935, tras superar la crisis, André Citroën fallece pero la marca continúa y ya tiene en mente un nuevo automóvil de baja cilindrada: el 2 CV.

El mito tras la Guerra

El comienzo de la Segunda Guerra Mundial echa por tierra los planes de Citroën para presentar su nuevo modelo. El bombardeo de la fábrica de Javel y el sentimiento antinazi hacen que se tome la decisión de destruir 249 de los 250 prototipos del Citröen 2 CV fabricados y listos para ser presentados en el Salón del Automóvil.

Durante el conflicto bélico la escasez de combustible hizo que los dirigentes de Citroën comenzaran a fabricar los camiones Type 23 y Type 45 propulsados por gasógeno. Tras la contienda la producción de Citroën había caído de 100.000 a 9.000 unidades anuales, y la marca decide centrarse en ese momento en los vehículos industriales presentándose nuevos modelos como el 11B, 11BL o el 15-Six G y D. No sería hasta 1948 cuando Citroën saca a la luz el proyecto 2 CV.

citroen 2CV

Diseñado por Pierre Boulanger, el 2 CV se basa en ”hacer un vehículo que pueda transportar a cuatro personas y 50 kg de patatas a la velocidad de 60 km/h, con un consumo de tres litros de gasolina y con un confort irreprochable».

La década de los cuarenta se cierra con la presentación del Citroën HZ, una pequeña furgoneta con 850 kg de carga útil que podía alcanzar los 88 Km/h y que es la evolución del Citroën H diseñado también por Boulanger y que retoma elementos del Traction Avant de cuatro cilindros, aportando una buena suspensión trasera y sobre todo conservando el máximo de piezas existentes en otros modelos de la marca.

Del 2 CV al DS

En 1950, tras el éxito del 2 CV, que llegó a acumular plazos de entrega de hasta seis años, se decide fabricar la versión furgoneta de este modelo. Se presentó en el Salón de Automóvil de París y tenía 250 kg de carga útil y un motor de 375 cc que alcanzaba los 60 Km/h con un consumo de cinco litros. Su fabricación continuó hasta 1978 y se llegaron a producir 1,2 millones de unidades.

citroen DS

Desde esta presentación y hasta 1955 se producen otra serie de hitos en Citroën. Se comienzan a fabricar coches con maleteros, se sustituye el camión Type 45 por el Type 55 y se equipa el 15-Six con suspensión hidroneumática.

Sin embargo, no es hasta 1955 cuando se produce la auténtica revolución. A mitad de la década Citroën presenta el DS en el Salón de París. El DS era un coche de ciencia ficción con unas líneas inéditas, un revestimiento interior vanguardista, suspensión hidroneumática y asistencia hidráulica generalizada.

Toda esta revolución supuso que se vendiesen 750 unidades en solo 45 minutos, 12.000 unidades a los largo del día y cerca de 80.000 unidades al terminar la feria. Sería tanto el impacto del nuevo diseño DS de Citroën que en 1959 expondrían una carrocería en el Trienal de Milán.

citroen mehari

Mehari, el primer todoterreno Citroën

El hito de Citroën en los años sesenta se produciría casi al final de la década, concretamente en 1968, con la presentación del Mehari, un todocamino con una pionera carrocería de plástico.

Hasta entonces la gama Citroën se había ido completando con modelos como el DS19 y su versión DS19 Pallas, el Ami 6 y su versión Ami 6 Estate, el DS21 o el Dyane, un modelo este último que en realidad era un 2 CV con nueva carrocería y con caja de cuatro marchas.

citroen dyane

Al mismo tiempo se iban implementando cambios y mejoras en los modelos ya fabricados, como la inversión de la apertura de las puertas del 2 CV o los faros pivotantes en los modelos DS e ID.

Dos años después de la presentación del Mehari llegaría el GS, que conseguiría el galardón de  Coche del Año en 1971.

El nacimiento de PSA

En 1974 se produce la crisis del petróleo lo que conlleva una reducción importante de la producción. Para hacer frente a ella Michelin y Peugeot deciden unir Automobiles Citroën y Automobiles Peugeot para crear un gran grupo internacional. En 1975 se funda el grupo PSA y un año más tarde sale a la venta el primer modelo fabricado bajo esta denominación, el LN, con un motor de dos cilindros refrigerado por aire, 32 CV, caja de cuatro velocidades y capaz de alcanzar los 120 Km/h.

Citroen LN

Fruto de esta unión también serán el Visa, el 2 CV Charleston con carrocería bicolor y faros redondos, o el C25. De aquí en adelante seguirían viendo la luz variantes de los modelos como el Citroën BX, el C15 o el AX.

En 1990 finaliza la producción del 2 CV, pero para ese momento Citroën ya había lanzado al mercado otro modelo que marcaría época. En mayo 1989 Citroën presentaba el XM, un vehículo que incorporaba una novedosa suspensión hidractiva.

seguro coche antiguo

Citroën celebra su 100º Aniversario: 1919-2019
5 (100%) 3 vote[s]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *