El transporte se queda fuera de la nueva Directiva europea de Trabajadores Desplazados

Hasta que la Unión Europea apruebe las medidas específicas contempladas en el Paquete de Movilidad el sector del transporte seguirá estando regulado  por la Directiva de 1996, lo que ha provocado las críticas de los sindicatos europeos.

El Parlamento Europeo deja al transporte fuera de la nueva Directiva de Trabajadores Desplazados

Una vez aprobada por el Parlamento Europeo hay que anotar que la nueva Directiva de Trabajadores Desplazados no será de aplicación por ahora en el sector del transporte internacional por carretera, una decisión política que ha motivado las protestas de los sindicatos y que ha provocado división de opiniones entre las organizaciones patronales que defienden los intereses de los transportistas.

Hasta que la Unión Europea decida aprobar las medidas específicas contempladas en el Paquete de Movilidad elaborados por Bruselas, en el transporte internacional por carretera seguirá siendo de aplicación la “vieja” Directiva en vigor desde 1996, una norma que para sus críticos es el origen del “dumping social” que sufre el sector.

La nueva Directiva contempla que las empresas europeas tendrán que abonar a sus trabajadores desplazados los salarios mínimos vigentes en los países de acogida, una cuestión de la que por el momento quedará exento el transporte por carretera. Además, las empresas también deberán hacerse cargo de los costes derivados de los viajes y del alojamiento de sus trabajadores.

Además estos “desplazamientos” no podrán durar más de doce meses, un periodo de tiempo que podrá ampliarse durante seis meses más teniendo en cuenta que a partir de ese momento a los trabajadores desplazados se les comenzará a aplicar la normativa laboral del país de acogida.

En otro orden de cosas la Comisión de Transporte del Parlamento Europeo ha enmendado algunos puntos del Paquete de Movilidad elaborado por la Comisión con el objetivo de mejorar las condiciones de trabajo de los conductores y de luchar de forma más eficiente contra las prácticas ilegales en el transporte por carretera.

La estrategia de los representantes en la Eurocámara es lograr que en los servicios de cabotaje posteriores a un transporte internacional los salarios y las condiciones laborales de los chóferes sean similares en todos los países de la UE.

Los parlamentarios europeos también pretenden conseguir que los conductores puedan regresar a sus domicilios para realizar los descansos al menos una vez cada tres semanas y que los cabotajes  estén limitados en el tiempo y no por el número de operaciones como sucede actualmente

Seguro para camiones

El transporte se queda fuera de la nueva Directiva europea de Trabajadores Desplazados
5 (100%) 1 vote[s]

Un comentario

  1. Gracias por su informacion

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *