5,3 millones de españoles están enfermos de diabetes

La diabetes es considerada una de las «enfermedades del siglo XXI» por su extensión, pero se puede convivir con ella y mantener un perfecto estado físico si se diagnostica y trata adecuadamente.

instrumentos que debe utilizar una persona con diabetes para medir sus niveles de insulina

La diabetes es una enfermedad que se extiende de forma exponencial y alarmante en todo el primer mundo. Y que, en nuestro país, cuenta con la friolera de 5,3 millones de personas diagnosticadas, según los datos recogidos por la Federación de Diabéticos Españoles.

La diabetes es una enfermedad causada por la ausencia parcial o total del efecto de una hormona llamada insulina, y que se caracteriza por un aumento de la glucosa (azúcar) en nuestra sangre. Además, existen varios tipos de diabetes, tipo 1 y tipo 2. La primera se presenta en personas de temprana edad. Mientras que la tipo 2, que se produce ya a una edad avanzada, suele afectar a personas con sobrepeso. Además este tipo también puede producirse durante el embarazo. La denominada diabetes gestacional, que suele remitir tras el parto. Y está también la diabetes secundaria, que viene producida por otras enfermedades o complicaciones de salud como la inflamación del páncreas o a causa del uso de determinados medicamentos o diuréticos.

Lo más importante que hay que reseñar es que aquellas personas que desarrollen esta enfermedad pueden tener una buena calidad de vida y vivir muchos años en perfecto estado físico, siempre y cuando la diabetes sea detectada y tratada de forma adecuada.

Complicaciones de la diabetes

A largo plazo la enfermedad puede presentar una serie de complicaciones. La cuales no suelen desarrollarse antes de 10-15 años en el caso de quienes padecen diabetes tipo 1. Pero que, en el caso de aquellos que sufren diabetes tipo 2, los síntomas de estas complicaciones derivadas de la enfermedad pueden incluso presentarse en el mismo momento del diagnóstico de la enfermedad. Las complicaciones derivadas de la diabetes son:

  • Retinopatía: una enfermedad de la retina que puede ocasionar ceguera.
  • Neuropatía diabética: Puede generar alteraciones en la sensibilidad, dolores, úlceras e infecciones en los pies.
  • Nefropatía diabética: Lesión renal causada por la diabetes que puede acabar degenerando en una insuficiencia renal.
  • Arterioesclerosis: Afectando principalmente a fumadores y a personas que con una presión sanguínea alta.

Existe una serie de estudios científicos y médicos que han llegado a demostrar que un control adecuado de la enfermedad, en el que se mantenga el nivel de glucosa en sangre dentro de los rangos de normalidad, puede ser suficiente para reducir considerablemente las probabilidades de padecer dichas complicaciones, o que, en última instancia, se produzcan en un grado menor.

Síntomas y tratamiento de la diabetes:

Entre los principales síntomas de la diabetes se encuentran la sensación constante de sed, el aumento en el volumen de orina, el cansancio, la pérdida de peso (aún comiendo más de lo habitual en el caso de la diabetes tipo 1), aumento del apetito, picores (generalmente localizados en la zona genital), infecciones repetidas en la piel y en la vagina, así como la cistitis (inflamación de la vejiga).

Para tratar la diabetes, además de la medicación, es fundamental pautar al paciente una serie de cambios en sus hábitos de alimentación y estilo de vida, adaptados -claro está- a su situación física. Siendo además fundamental llevar un control exhaustivo tanto de sus niveles de azúcar en sangre como de los alimentos que incluyen en su dieta.

alimentos-procesados-con-azúcares-industriales

Según el manifiesto “Por un consumo responsable de azúcar” elaborado por DKV y por el nutricionista Carlos Ríos, es complicado controlar el consumo total de azúcar que hacemos. Y esto es así debido a que los azúcares en muchas ocasiones se encuentran «camuflados» en los componentes de refrescos, zumos industriales, bebidas energéticas, bebidas deportivas, productos de pastelería, chocolates y confitería, lácteos ultraprocesados y derivados como helados, cereales de desayuno, snacks como barritas, galletas o mermeladas. Todos ellos productos que consumimos de manera más o menos habitual y que nos dificultan controlar el azúcar que estamos ingiriendo en nuestra dieta diaria. Pudiendo ser mucho mayor de lo que pensamos.

seguro médico

Jorge Monroy Criado

Un comentario

  1. Increíble artículo! Realmente lo disfruté mucho, cada párrafo y me recordó que yo sufría mucho con respecto a la diabetes, me daba mucho miedo tomar el glucómetro porque no quería ver esos numeritos que salían en la pantalla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *