Así es el ID. R , el bólido eléctrico con tecnología de Fórmula 1

El coche totalmente eléctrico de Volkswagen tratará de romper todos los récords en la carrera Nürburgring-Nordschleife con su Sistema de Reducción de Resistencia (DRS), que proviene de la Fórmula 1

Volkswagen ID. R usando tecnología de  Fórmula 1

Este 2019 es el año en que Volkswagen pretende pulverizar récords con su bólido eléctrico. La marca alemana acude a la carrera de Nürburgring-Nordschleife para aprovechar sus tramos rectos con el vehículo 100% eléctrico ID. R, que ha sido desarrollado con una aerodinámica de otro mundo. El de la Fórmula 1.

«El Nordschleife presenta desafíos completamente distintos para la aerodinámica del vehículo en comparación con la subida al Pikes Peak», explica François-Xavier Demaison, Director Técnico de Volkswagen Motorsport. «En Estados Unidos, se trataba de la máxima carga aerodinámica, pero dado que las velocidades son mucho más altas en Nordschleife, el uso más eficiente de la batería cobra una importancia mucho mayor que la configuración aerodinámica».

El coche eléctrico de Volkswagen acude al reto con un suelo adaptado, un nuevo spoiler en la parte delantera y un alerón trasero de nuevo diseño. Confiriendo un vehículo bastante más bajo que el que utilizaron en el Pikes Peak de EEUU, para así lograr una menor resistencia de la superficie al flujo de aire. Además el alerón múltiple del ID. R generará una fuerza aerodinámica más alta en los giros medianos y rápidos del Nordschleife, que consta de la friolera de 73 curvas.

Su diferencia con la Fórmula 1: ahorra energía

Para disminuir aún más la resistencia, el alerón trasero dispone de tecnología utilizada en la Fórmula 1: el Sistema de Reducción de Resistencia (DRS). O lo que es lo mismo: la gama más alta utilizada en vehículos deportivos para mejorar los adelantamientos.

Sin embargo, durante los tramos recorridos en solitario se utilizará únicamente para conservar las reservas de energía del coche: «Entre el momento en que el alerón trasero está completamente desplegado y el momento en que está plano, la diferencia de la fuerza aerodinámica es de alrededor del 20%».

El DRS jugará un papel fundamental cuando alcance el «Döttinger Höhe»,
al final de la vuelta al Nordschleife, pues se trata de cerca de 3 kilómetros de tramo totalmente recto: «El automóvil requerirá menos energía para mantener su velocidad máxima durante todo el tramo y alcanzará su velocidad máxima más rápidamente y con un menor gasto de energía», señalan desde Volkswagen.

Como sus futuros modelos comerciales de la familia ID. que la alemana plantea sacar a la venta, el ID. R necesita pocas aperturas en la carrocería para que fluya el aire refrigerante, puesto que los motores eléctricos funcionan con poco enfriamiento. Lo que, a su vez, supone un gran beneficio para la aerodinámica del vehículo.

Volkswagen ID. R usando tecnología de  Fórmula 1

Resultados de las pruebas en túnel de viento

Como durante la preparación para el Pikes Peak de 2018, que logró el récord propuesto, los alemanes han puesto a prueba la aerodinámica del ID. R en el túnel de viento. Primero con un modelo a escala 1:2 y, posteriormente, con el bólido eléctrico de carreras a tamaño original. Consiguiendo simular sus movimientos al frenar o girar, así como los cambios que esto produce en la aerodinámica.

Además se han realizado simulaciones por ordenador, y se ha aprovechado la impresión 3D. Creando piezas de plástico de diseño especialmente complejo en poco tiempo y con un ahorro significativo de costes: «Un buen ejemplo de ello son los deflectores de aire en la parte delantera del arco de la rueda trasera, que optimizan el flujo de aire alrededor de ésta», ha destacado Dechipre. Piezas que podrán marcar la diferencia en los tramos de alta velocidad para recortar la actual vuelta récord con motor eléctrico. Que está establecida en 6:45.90 minutos. Veremos si lo consiguen.

seguro de coche eléctrico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *