Mustang 350 y 500 Shelby, los clásicos más deportivos de Ford

La primera colaboración entre Ford y American Shelby comenzó en 1965, poco tiempo después de presentarse el primer modelo Mustang, y los frutos del “preparador” norteamericano fueron dos auténticas joyas: GT350 y GT500. Hablamos de dos superdeportivos equipados con motores V8 de 306 y 355 CV.

Con su aparición en 1964 y con el apoyo de un éxito de ventas inmediato, el Ford Mustang revolucionó el concepto de automóvil deportivo, algo que rápidamente llamaría la atención de Shelby American. No en vano, aún hoy el Mustang es uno de los coches más vendidos.

mustang gt500

La empresa de preparación de coches había sido creada por Carroll Shelby, expiloto de F-1 en la década de los cincuenta y que en 1959 había ganado las 24 Horas de Le Mans a los mandos de un Aston Martin DBR1, haciendo equipo en esa ocasión con el piloto británico Roy Salvadori.

La relación de Ford y Shelby American comenzó con el proyecto GT40, con el que la firma norteamericana consiguió imponerse a Ferrari en Le Mans, y de ahí en 1965 la colaboración se extendió al primer Mustang con apellido Shelby, en concreto el GT350, al que poco tiempo después le seguiría el Mustang GT500.

Ford y Shelby hacen equipo

Los apasionados del Ford Mustang están de acuerdo en que el mítico GT350 Shelby era un deportivo muy potente, gracias a las prestaciones de su motor V8 de 306 CV, pero al mismo tiempo muy difícil de conducir.

En su época este modelo se comercializó en color blanco con franjas laterales azules o también con bandas azules en el techo, el capó y el cofre trasero, una decoración que adoptó el nombre de “pack Le Mans”.

mustang gt500

A la vista de las demandas de los compradores Ford y Shelby decidieron “domesticar” el GT350 incluyendo en el catálogo de este modelo una caja automática opcional e introduciendo modificaciones en el esquema de suspensiones y en la dirección, además de permitir que los clientes pudieran elegir entre más colores de carrocería.

Nace el Mustang GT500

La principal diferencia entre el Mustang de 1966 y 1967 era un capó de mayores dimensiones, que permitía utilizar los enormes motores Ford V8 que comenzaron a comercializarse con 335 CV.

mustang gt500

Por el contrario, Shelby American decidió propulsar su nuevo GT500 con motores V8 de siete litros de cilindrada y 355 CV, una mecánica similar a la que Ford incluía en los patrulleros que actuaban por las “highway” norteamericanas, complementada con un cambio manual de cuatro velocidades o una caja automática de tres relaciones, además de un colector de admisión de aluminio y dos carburadores Holley de 600 mm y cuatro cuerpos.

El Mustang GT500 Shelby mantenía básicamente la suspensión de los modelos de serie y una cabina para dos pasajeros, pero con asientos de competición y arneses de seguridad, aunque para adaptarse a una clientela un tanto exigente a Shelby American no le quedó más remedio que incorporar un paquete de opcionales que incluía aire acondicionado y dirección asistida, dos equipamientos que Ford acabó incorporando de serie en la gama Mustang.

mustang gt500

Los “detalles” del GT500

Para mejorar la refrigeración del motor Carroll Shelby sustituyó el capó de chapa por uno más largo de fibra de vidrio, el mismo material del alerón trasero,  que permitía instalar dos tomas de aire. Además, este capó contribuía a reducir la tara del vehículo.

Exteriormente, el Mustang GT500 era fácil de reconocer por su pareja de faros auxiliares de largo alcance, que bien podían ir colocados en posición central o junto a las ópticas principales. Hasta 1968 se vendieron del GT500 Shelby más de dos mil unidades, momento en que fue sustituido por el GT500 KR. Ese mismo año la colaboración entre Ford y Shelby American finalizó, aunque en 2005 se llegaría de nuevo a un acuerdo con Carroll Shelby para poner sus apellidos a los modelos de más prestaciones de la quinta generación Mustang.

seguro coche antiguo

TERRÁNEA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *