PaCoMobil Bonanza: Una autocaravana clásica “made in México”

Entre 1974 y 1975 la firma mexicana PaCoMobil fabricó medio centenar de autocaravanas Bonanza sobre la base de furgonetas Volkswagen T2, unidades que también se vendieron en Estados Unidos con el nombre comercial de Bonnie. En la actualidad tan sólo sobreviven media docena de autocaravanas Bonanza en todo el mundo, una de las cuales se acaba de poner a la venta para los amantes del caravaning clásico. 

PaCoMobil Bonanza

A mediados de los años setenta, concretamente entre 1974 y 1975, y bajo el lema de “Conozca un nuevo sol cada día…” la empresa mexicana PaCoMobil, radicada en en la Avenida San Antonio nº100, esquina con Pensylvania, en el cinturón industrial de Ciudad de México, decidió transformar en atractivas autocaravanas un total de cincuenta unidades Volkswagen T2, un modelo de uso profesional y combi que la marca alemana comenzó a producir en 1950. 

PaCoMobil Bonanza

Bautizadas por los clientes mexicanos como “Bonanza”, pero también conocidas como “Bonnie” al otro lado del río Grande, y convertidas después de cuarenta y cinco años en auténticas joyas para los amantes del caravaning más clásico, de estos vehículos camper tan sólo sobreviven en la actualidad alrededor de media docena de unidades en todo el mundo, una de las cuales acaba de ponerse a la venta bajo la fórmula de subasta a través del portal especializado “Bring a Trailer”. 

Motor original VW 

Esta autocaravana firmada por PaCoMobil tan sólo tiene 91.000 kilómetros, sin duda muy pocos para su edad, por lo que su estado general exterior e interior puede considerarse de bastante bueno, conservando afortunadamente la mecánica original 1.6 de cuatro tiempos colocada en posición transversal trasera. 

Se trata de un motor refrigerado por aire y con una potencia de 50 CV, algo que hoy nos parece algo exiguo en prestaciones para una autocaravana, y cuya cadena cinemática trabajaba en su época, y aún trabaja, en colaboración con una fiable caja de cambios manual de cuatro relaciones, un componente que con distintas evoluciones VW utilizó durante muchos años en sus gamas profesionales y combis. 

En las imágenes se aprecia que esta autocaravana Bonanza, que responde a una arquitectura de “capuchina”, se encuentra perfectamente insertada sobre la carrocería de una T2 furgoneta, lo que deja un voladizo trasero que aporta espacio útil pero que al mismo tiempo obstaculiza el acceso a la zona del motor. 

PaCoMobil Bonanza

Calidad y confort 

lavabo PaCoMobil Bonanza

El hecho de que PaCoMobil fuera una empresa mexicana, lejos de la fama y tradición de otros fabricantes norteamericanos o europeos, no significa que el conjunto carezca de la suficiente calidad y que los interiores no dispongan de unos más que aceptables niveles de confort y habitabilidad, y es que en conjunto esta autocaravana clásica sorprenda por la buena nota general de sus acabados. 

La decoración está pensada desde un punto de vista muy hogareño, respondiendo al concepto de “casa móvil”, de ahí que la zona de cocina se encuentre recubierta de azulejos, algo impensable en la actualidad, que las ventanas dispongan de marcos de madera y que en la zona de comedor, dispuesta en la zona trasera del vehículo, una “barroca” lámpara de techo se encargue de aportar luminosidad a una estancia que cuenta con un amplio sofá en forma de U y una mesa central. La capacidad en este área es suficiente para que cuatro personas puedan convivir sin problemas. 

cocina PaCoMobil Bonanza

Por otro lado, este vehículo camper dispone de baño con WC, lavabo y armario en la parte inferior, además de cocina con fregadero con tapa, frigorífico, muebles colgados y hasta campana extractora para evitar que durante la elaboración de comidas el espacio interior pueda llenarse de humo. 

interior PaCoMobil Bonanza

Finalmente, la zona del dormitorio se encuentra situada sobre el puesto de conducción y acompañante, una disposición muy similar a la que nos encontramos en las actuales capuchinas, con cama doble para dos personas

seguro autocaravana

TERRÁNEA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *