Caravaning en primavera: Preparar el vehículo contra alergias

Tras el invierno la primavera nos invita a disfrutar del caravaning, pero para los alérgicos esta estación se convierte en un periodo complicado desde el punto de vista de la salud. Para mejorar nuestra experiencia camper es conveniente preparar nuestros vehículos y aquí aportamos algunos consejos y recomendaciones que reducirán los problemas de alergias y que permitirán disfrutar de una escapada con todas las garantías.

cómo preparar tu autocaravana contra las alergias

Ahora que el caravaning se ha implantado como una de las mejores alternativas para los viajes de ocio, en primavera hay que estar más pendiente del mantenimiento de los vehículos para evitar los problemas derivados de las alergias al polen.

La crisis sanitaria provocada por la pandemia de Covid-19 nos ha alertado sobre todas las medidas higiénicas que debemos seguir para proteger nuestra salud, pero fuera de esta situación excepcional existen precauciones que debemos tener en cuenta si queremos reducir y evitar los perjuicios causados por la contaminación y las alergias estacionales.

Para asegurarnos de que disfrutaremos de un entorno limpio durante nuestras escapadas, es aconsejable seguir una serie de consejos a la hora de preparar nuestros vehículos (camper, caravanas y autocaravanas).

De esta manera evitaremos los problemas que podamos sufrir nosotros o nuestros acompañantes (asma, rinitis alérgica, sequedad ambiental) que pueden generarnos graves molestias e incluso arruinar unas vacaciones o un fin de semana.

Una de las primeras precauciones es comprobar el estado de los filtros de polen y en su caso sustituirlos. Estaremos evitando con ello la entrada en los vehículos de sustancias nocivas que nos pueden complicar el viaje. El inicio de la primavera es un inmejorable momento para acometer este cambio.

Cuidados previos a las rutas de primavera

Tras el invierno la primavera invita a disfrutar de las escapadas de fin de semana, pero esta estación coincide con la época de mayor incidencia de alergias y afecciones respiratorias por la alta cantidad de pólenes y otras partículas presentes en el aire.

En este sentido hay que tener en cuenta que la gran cantidad de telas y materiales textiles existentes en el interior de nuestros vehículos de ocio pueden ser un importante foco de alérgenos. Así que previamente a las salidas de primavera lo más recomendable es una higienización completa de todo el interior, prestando especial atención al aspirado de colchones y asientos.

caravaning primavera

Los elementos que podamos lavar a máquina los introduciremos en la lavadora (lo más recomendable es hacerlo a altas temperaturas), consiguiendo así una higienización completa. Esta medida es especialmente recomendada en cojines, sábanas, almohadas y toallas, elementos que más en contacto están con los usuarios.

Por otro lado, procederemos a limpiar el mobiliario para eliminar rastros de polvo. Para complementar esta limpieza es aconsejable la colocación de deshumidificadores. Estos dispositivos reducen la humedad ambiental y crean unas peores condiciones para el desarrollo de los ácaros.

Precauciones al conducir

La llegada de la primavera genera en muchos conductores serias molestias al incrementarse la cantidad de alérgenos presentes en el ambiente. Para evitar distracciones debemos tener a mano lo necesario para enfrentar cualquier problema.

caravaning y alergias en primavera

En primer lugar los pañuelos y en segundo las imprescindibles gafas de sol. Desde el punto de vista de la seguridad vial otro factor a tener en cuenta es la ingesta de fármacos que aminoren síntomas alérgicos y que a su vez pueden provocar efectos secundarios que reduzcan las capacidades del conductor.

Se estima que el 20% de los españoles sufre de alergia, recurriendo buena parte de ellos a inhaladores o antihistamínicos para reducir su influencia. Aunque es recomendable no utilizar estos medicamentos a la hora de conducir, algunos conductores no pueden evitar emplearlos.

En estos casos debemos consultar previamente con nuestro médico, iniciando los tratamientos con antelación al viaje para reducir la somnolencia que muchos de estos medicamentos producen. Por esta razón es recomendable tomar los antihistamínicos durante la noche.

Cualquier consumo de medicamentos supone evitar el consumo de alcohol, ya que la combinación de estos elementos puede resultar muy peligrosa para la conducción al incrementar la intensidad de los efectos secundarios. La Agencia Española del Medicamento dispone de un listado sobre fármacos, uso y efectos en el que podemos consultar cualquier duda. Una vez que iniciemos la marcha viajar durante las horas de amanecer o atardecer es menos recomendable, ya que en dichos periodos se incrementan las concentraciones de polen en el aire. Debemos viajar con las ventanillas cerradas y estacionar los vehículos lejos de zonas húmedas para evitar insectos y ácaros.

seguro autocaravana

TERRÁNEA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *