Alimentos y bebidas que nos ayudan a aliviar la “resaca”

Las celebraciones navideñas y del nuevo año suelen venir acompañadas de un molesto compañero de viaje: la “resaca”. La ingesta excesiva de alcohol provoca una serie de efectos nocivos en nuestro organismo, que se manifiestan con fatiga, dolor de cabeza, malestar e incluso vómitos. Estos síntomas pueden reducirse con la ingesta de algunos alimentos y bebidas que nos ayudarán a hidratarnos y a superar la intoxicación etílica.

Alimentos y bebidas que nos ayudan a aliviar los efectos de la “resaca”

Cuando se produce una ingesta de alcohol excesiva lo más normal es que amanezcamos con un fuerte dolor de cabeza. La pregunta que debemos hacernos, además de la moderación en el consumo de bebidas alcohólicas, es qué podemos hacer para evitar o al menos reducir los efectos de la típica “resaca”. La respuesta la encontramos en algunas bebidas y alimentos muy aconsejables y beneficiosos en el “día de después”.

La “resaca” es consecuencia de la incorrecta eliminación de los alcoholes en nuestro organismo, que sobrepasado por una ingesta excesiva comienzaa generar residuos como el metanol, la histamina, el acetaldehído y diversos polifenoles, también llamadas sustancias congéneres.

Realizar una correcta alimentación después de habernos pasado con el alcohol nos ayudará a reducir los síntomas negativos que provoca esta circunstancia en nuestro cuerpo, así que vamos allá.

Qué bebidas nos pueden ayudar

Empecemos en primer lugar por hidratarnos correctamente y así reduciremos la sensación de malestar y sequedad en la boca. El mejor consejo contra la resaca es tomar líquidos, ya sea agua (el agua endulzada con miel es una bebida muy aconsejable), leche, zumos, bebidas isotónicas, etc.

Todas ellas nos ayudarán a aliviar el dolor de cabeza y contribuirán a reponer un nivel de hidratación adecuado. Recordar que no es necesario ingerir mucha cantidad de golpe. Mejor hacerlo a pequeños tragos y de forma frecuente, porque de esta forma nuestro cuerpo aceptará mejor los líquidos.

Alimentos y bebidas que nos ayudan a aliviar los efectos de la “resaca”

Las frutas y zumos son muy interesantes en el “día de después”, porque además de hidratarnos nos aportan la necesaria dosis de fructosa para aumentar los niveles de azúcar en sangre. El mango, los plátanos, las uvas o la sandía, pueden ayudarnos a eliminar más rápidamente los restos de alcohol.

Otro efecto positivo de tomar frutas es el importante aporte de vitaminas y antioxidantes, sustancias que suponen un apoyo extra para combatir la “resaca”. El alto contenido en vitamina C y fructuosa del zumo de naranja, por ejemplo, ayudan al hígado a metabolizar el alcohol más eficientemente.

Alimentos contra el alcohol

¿Qué tal unas verduras para comer? La respuesta está clara. El consumo de verduras frescas nos aportará nutrientes y vitaminas que nos ayudarán a eliminar toxinas. Por ejemplo, los aminoácidos y minerales de los espárragos pueden ayudan a calmar la “resaca” y contribuyen eficazmente a proteger las células del hígado contra los tóxicos. Por otro lado, su acción diurética nos permitirá eliminar los residuos de forma más rápida.

Otro buen ejemplo de alimento “anti-resaca” es el tomate. Su jugo (rico en azúcares simples) combate la hipoglucemia (bajada de azúcar) que se produce tras una ingesta excesiva de alcohol, contribuyendo a hidratarnos. Además, el tomate contiene licopeno, un componente con múltiples beneficios, entre ellos el antiinflamatorio.

Los cereales también son unos grandes aliados para los días de “resaca” (que se lo pregunten a los estudiantes). El arroz o la pasta ayudarán a equilibrar el nivel de azúcar en sangre y aportarán energía, mientras que la avena nos aportará gran cantidad de nutrientes y gracias a que neutraliza los ácidos del cuerpo y regula los niveles de hierro, calcio y magnesio, nos ayudarán a reducir la fatiga.

Las legumbres, por su parte, aportan gran cantidad de minerales y ayudan a que la mucosa intestinal retorne a la normalidad. Al tratarse de alimentos bajos en grasas contribuyen a reducir los problemas de acidez y vómitos que a veces acompañan a la “resaca”.

Son varios los pescados y mariscos que más niveles de mercurio pueden presentar

En cuanto a los pescados el salmón y el atún se desvelan como otros grandes aliados a la hora de combatir las resacas, teniendo en cuenta que niveles bajos de vitaminas B6 y B12 aumentan los efectos negativos producidos por la ingesta de alcohol.

El salmón nos aporta ambas vitaminas y un buen filete de atún aumentará la cantidad de alfa-cetoglutarato en nuestro organismo. Esta sustancia es buena para reducir los efectos de la resaca y además es un vasodilatador que favorece la eliminación de toxinas.

seguro médico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *