¿Qué es el periodo de carencia de un seguro?

¿Has oído hablar del periodo de carencia?

Seguramente sí. Cuando vamos a contratar un seguro de salud, dental, de vida, decesos, etc siempre nos hablan del periodo de carencia.

Un concepto que hay que tener en cuenta a la hora de contratar el seguro. Y te explicamos por qué.

El periodo de carencia es el tiempo  tiene que transcurrir desde que entra en vigor tu seguro hasta que puede comenzar a utilizar el servicio contratado con esta clausula.

periodo de carencia

El periodo de carencia es el tiempo que transcurre desde que entra en vigor el seguro hasta que puedes utilizar sus servicios.

Dicho así no tiene mucho sentido, pero vamos a poner un ejemplo práctico para que lo entiendas.

Imaginemos un seguro de salud. En estos seguros es muy común encontrar esta clausula en algunos de los servicios que cubren. Por ejemplo, suelen tener periodos de carencia de unos 8 meses para la atención del parto. Y esto quiere decir que, desde que comienza tu seguro hasta pasados 8 meses no te van a poder atender el parto.

Ahora entiendes por qué es tan importante conocer estos periodos, ¿verdad?

¿Por qué ponen estos periodos de carencia?

El motivo es sencillo. Las compañías aseguradoras quieren asegurarse de que no lo contratas para que te atiendan una patología que tienes en el momento de la contratación, sino por lo que pueda ocurrir en un futuro, que es incierto.

Es una manera de que puedan ir percibiendo un dinero para cubrir unos gastos que se pueden dar en un futuro, cuando pase ese periodo de carencia.

gráfico de seguros con periodos de carencia

Los Seguros Personales son los que normalmente cuentan con este periodo de carencia.

¿Qué seguros suelen tener periodo de carencia?

Estos periodos de carencia pueden variar de una compañía a otra. Pero por lo general, lo suelen tener los seguros de salud, seguros dentales, seguros de vida, seguros de decesos, seguros de baja laboral, entre otros.

Los plazos pueden variar mucho de unas compañías a otras, pero algunas suelen coincidir, como en el caso de la atención al parto que suelen tener un plazo de entre 8 y 10 meses de carencia para la atención del mismo.

¿Qué podemos hacer para que nos eliminen las carencias?

Por lo general, para que te eliminen las carencias, debes proceder de un seguro anterior con coberturas similares al que quieres contratar y con una antigüedad de al menos 12 meses.

Y, en muchas ocasiones, además, debemos pasar un cuestionario de salud para demostrar que no tenemos ninguna patología previa que no acepte la compañía (o que justifique recargos en el precio del seguro). Suelen ser cuestionarios muy simples, con unos cuestionarios a rellenar por el asegurado, o que se realizan telefónicamente. Y si tienes alguna patología previa, te pedirán informes médicos que valorarán los médicos de la compañía.

¿Qué puede ocurrir? Si todo va bien y el cuestionario es favorable y cumples con los requisitos anteriores, te eliminarán las carencias por completo o te dirán hasta donde pueden eliminar. Y, si no pasas el cuestionario, aunque vengas de otra compañía, pueden no solo no eliminarte las carencias, sino que pueden denegarte el alta del seguro.

cuestionario salud

Tenemos que rellenar un cuestionario de salud para que nos pueda evaluar la compañía aseguradora.

¿Todos los seguros personales suelen tener cuestionario de salud?

En todos estos tipos de seguros se suele incluir un cuestionario de salud, más o menos amplio. Aquí las compañías, como hemos comentado anteriormente, se aseguran de que estés sano.

Estos cuestionarios son obligatorios y hay que ser totalmente sinceros para no tener problemas en un futuro. Ten en cuenta que ellos requerirán todos los informes que necesiten para comprobar que lo que dices es verdad si te pasa algo en alguna ocasión.

Así que, no nos queda otra que responder a todo el cuestionario para poder solicitar el alta de la póliza.

¿Y si he tenido una enfermedad previa?

En ese caso debes pensarte bien si quieres cambiar de seguro. Lo normal es que te pongan exclusiones, es decir, que te digan que te aceptan el seguro pero que no te van a atender nada de lo que esté relacionado con la enfermedad que hayas tenido.

Si no te ponen exclusiones y te eliminan además todas las carencias por tener otro seguro, entonces puedes empezar a valorar el cambio de compañía aseguradora.

Pero hay que cerciorarse de que va a ser así, porque, una vez que te cambias, volver atrás con las mismas condiciones es más difícil. Tiene que salir en las condiciones particulares de tu póliza. Cuando la recibas, debes comprobar que aparece un comentario del tipo «se eliminan todas las carencias» o «se eliminan todas las carencias salvo…».

Si no lo indica, es probable que tengas carencias. Habría que cerciorarse de que el condicionado general no las incluye, porque, si pone alguna, y no tienes el comentario de que se eliminan las carencias, entrarás en la póliza con carencias.

negociar periodo de carencia

¿Se puede negociar con la compañía los periodos de carencia?

Si tu póliza tiene varios asegurados, la compañía es posible que lo valore. Comprobarán si les sale rentable aseguraros con esas condiciones si uno de los asegurados no cumple los requisitos.

Al final no dejan de ser empresas, y es cuestión de echar cuentas. No todas lo hacen, pero, a veces, puedes tener suerte y que te eliminen el periodo de carencia, así que ¿por qué no intentarlo? Si te interesa, en Terránea podemos intentar mejorarte su Seguro. ¿Te animas?

Seguros Terranea

Maria Gomez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *