El histórico Seat 124, un clásico de finales de los 60

El histórico Seat 124, un modelo que fue todo un clásico para la clase media española de finales de los sesenta.

Seat 124

En 1968 se presentaba en el Salón del Automóvil de Barcelona el Seat 124, un modelo innovador no solo por su diseño y prestaciones, sino también por la curiosa forma en la que apareció en escena en dicho evento (el coche se podía dividir en parte para ver el interior).

Basado en el diseño italiano del Fiat 124, este modelo de Seat llegaba para cubrir las necesidades de una clase media española que se quería acercar cada vez más a sus homólogos europeos. A diferencia de otros modelos anteriores de la marca, que buscaban la motorización de la sociedad, el Seat 124 buscaba ser un igualador de oportunidades.

Las prestaciones de este vehículo, un cinco plazas fiable, económico y de fácil mantenimiento, le hicieron muy popular entre la clase media para la que un 850 se quedaba pequeño y un Seat 1.500 se pasaba en peso y precio.

Cómo era un Seat 124

En mayo de 1968 Seat presentaba un nuevo modelo de coche homologado para cinco plazas y con un maletero que presentaba una capacidad de 385 litros, algo muy agradecido en la época, al que bautizaron con la denominación 124. Su precio de venta era de 144.432 pesetas, algo menos de 870 euros al cambio actual.

En su primera versión montaba un motor de 1.197 cc de cilindrada refrigerado por agua, con cuatro cilindros en línea, una caja de cuatro velocidades y una potencia de 60 CV. En aquel entonces el Seat 124 carecía de dirección asistida. Pese a este pequeño inconveniente, bastante habitual en la época, consiguió el título de Coche del Año en su debut.

Catorce años y muchas versiones

Si hay algo que caracterizó al Seat 124 fueron las innumerables versiones que surgieron desde su presentación. Hasta 1969 se había vendido un millón de unidades del modelo original y fue entonces cuando aparecieron las versiones familiares y el modelo 1430 que daban hasta 70 CV de potencia.

Un año más tarde, en 1970, vería la luz la versión deportiva 124 Sport 1600, el primer vehículo con cinco velocidades que se comercializó en España y que alcanzaba una potencia nada desdeñable de 110 CV.

Seat 124 Sport Coupé 1600

Ya en 1971 esta versión deportiva sufrió una remodelación, pasando a denominarse 124 D, un modelo que incluía  doble circuito de frenos, neumáticos radiales y el servofreno en la gama alta. Con el final de la dictadura en 1975 y tras más de siete años de fabricación en la factoría de la Zona Franca (Barcelona), Seat se hace con la fábrica de Authi en Landaben (Navarra) y vuelve a realizar una renovación del modelo dando lugar al Seat 124 FL “Pamplona”.

La primera unidad de esta versión, que incorporó por primera vez cinturones de seguridad en los asientos delanteros (en 1974 se hicieron obligatorios para circular por carretera), salió de la fábrica el 22 de enero de 1976 y supuso la desaparición de las versiones coupé y familiar.

En 1980, y tras catorce años de fabricación del Seat 124 se paraba su producción para dar pasa a un nuevo modelo, el Seat Panda. En aquel momento la fábrica de Pamplona había producido cerca de 156.000 unidades de los modelos 124 y 1430.

Seat 124-1430

Seat 124 en competición

Pese a que el Seat 124 no ha sido uno de los grandes iconos a nivel deportivo, si lo hemos podido ver tomar la salida y realizar grandes actuaciones en algunas de las mejores pruebas.

En el año 1971 un Seat 124 GR2 1.300 participó en el rallie Juncosa-Montecarlo, mientras que un Seat 124 Sport 1.600 Rally lo hacía en el Vasco-Navarro. Un año más tarde este mismo modelo tomaría la salida en el mítico Rally de Montecarlo.

Después de esta aparición estelar pasarían cinco años hasta que volviéramos a ver a un Seat 124 en una competición importante. En 1977 un Seat 124 GR5 corrió el Rally de la Costa del Sol y un 124 GR4 haría lo propio de nuevo en el Rally de Montecarlo.

Finalmente, un año antes del final de la fabricación un Seat 124 GR2 con 2.000 cc participaría en el Campeonato de España de Turismos.

seguro coche antiguo

El histórico Seat 124, un clásico de finales de los 60
5 (100%) 1 vote[s]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *