Seat 1430 y 850 Sport Spider: Dos modelos históricos de finales de los 60

En 1969, hace cincuenta años, salía a la luz el primer Seat 1430. Con algunos cambios en su diseño y en su motor este modelo era la evolución del 124, vehículo considerado como la berlina española más completa de la época.

seat 1430

Seat 1430, el refinamiento de las berlinas

El 1430 se caracterizaba por sus dobles faros delanteros, a diferencia de su predecesor que solo tenía uno, y sus pilotos traseros de gran tamaño. El motor, más potente que en el 124, tenía 1.438 cc y desarrollaba una potencia de 70 CV. Estas dos simples modificaciones hicieron que el 1430 se convirtiese en un automóvil diferente y exclusivo.

seat 1430 sport coupe

La producción del Seat 1430 duró hasta 1976 momento en el cual se presentó una evolución del 124 conocida como “Pamplona”, gama que heredó los motores de 1430. En total se fabricaron 255.000 unidades estándar de este modelo a las que hay que sumar las dos versiones de doble cámara 1.6 y 1.8 conocidas por las letras que identificaban su chasis, FU.

A nivel deportivo el 1430 también hizo historia. Las versiones más potentes consiguieron alzarse con la victoria en algunos de los rallies más importantes. Los triunfos más destacados fueron los cuatro títulos nacionales consecutivos conseguidos a mediados de la década de los setenta.

Además, la primera competición de monoplazas española llevó el nombre de Fórmula 1430, al utilizar los motores de este modelo a comienzos de los setenta. Esta competición fue donde muchos pilotos españoles comenzaron su andadura en los deportes de motor.

seat 1430 FU

El 1430 también en ranchera

A mediados de 1974, poco antes del final de su producción, Seat lanzaba el 1430 versión familiar o ranchera. Esta presentación supuso un gran impacto para los conductores españoles pues por primera vez podían tener una berlina familiar y deportiva de fabricación española.

El 1430 Especial 1600 Familiar, como se denominó a este vehículo, tenía un motor de 1.6 litros perteneciente a las versiones FU que desarrollaba 95 CV. Esta potencia, unida a sus 980 kg, le permitía alcanzar una velocidad punta de 170 km/h, cifras reservadas a los vehículos de alto rendimiento de la época.

En sus casi dos años de producción tan solo se fabricaron 852 unidades, pues era un modelo adelantado a su época y para el que el mercado no estaba todavía preparado. En 1976, momento en el que finalizó su producción, fue sustituido por el Seat 131, un modelo que dejó atrás la esencia deportiva al ser más pesado y grande a pesar de montar el mismo motor.

seat sport spider

850 Sport Spider, uno de los momentos álgidos de Seat

El Seat 850 Sport, nombre oficial del modelo, fue el primer automóvil de nicho fabricado por Seat. Este coche vio la luz en 1969, el mismo año que el 1430 y el mismo año en que salía de la fábrica de Barcelona el vehículo un millón de Seat.

El 850 Sport, o Sport Spider, se fabricó sobre la base del 850, una berlina lanzada tres años antes. Se trata de un convertible biplaza diseñado por el italiano Bertone, que opcionalmente también se podía equipar con capota dura. El 850 Sport Spider montaba un motor de gasolina de 903 cc y 52 CV de potencia que acabaría utilizándose en la versión 850 Sport Coupé. El Sport Spider sentaría la base para la fabricación de posteriores modelos de Seat.

seat sport spider

Hasta 1972, momento en el que se detuvo su producción, se habían fabricado 1.746 ejemplares del Seat 850 Sport Spider. Al no tener ningún sucesor este modelo se ha quedado en la historia como el único convertible del fabricante español.

seguro coche antiguo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *