Seguros y bancos, los más preparados para la disrupción digital

imagen mundo digital

El último estudio de la prestigiosa consultora KPMG, titulado “La paradoja de la disrupción digital” (The digital disruption paradox), ha evidenciado que tanto el sector financiero como el asegurador son los líderes en transformación digital.

Según los resultados de este estudio, realizado en el segundo cuatrimestre del pasado año, la digitalización y las perturbaciones causadas por el surgimiento de las tecnologías digitales han acabado por generar una “paradoja“.  Y es que, si bien la mayoría de las empresas y sectores económicos han tomado ya conciencia de la evolución de las soluciones digitales, así como de su positivo impacto, en la práctica lo que sucede es que la mayoría de las empresas están siendo lentas a la hora de implementar las nuevas tecnologías.
Infografía: El sector financiero, el que más apuesta por la digitalización | Statista
Más estadísticas en Statista

La revolución tecnológica ha cambiado la forma en que consumimos y contratamos servicios, y tanto el fintech como el insurtech han llegado para quedarse.

El resultado, en la práctica, es una creciente desconexión entre el potencial tecnológico que aporta la revolución digital  y su adopción por parte de la mayoría de industrias y empresas. Además de un cierto, así como una percepción equivocada de la magnitud real de la oportunidad de negocio que supone la implementación de la tecnología en los procesos de cada sector económico. Tan sólo los sectores financiero, bancario y asegurador están sabiendo afrontar el momento de transformación que estamos viviendo, invirtiendo fuertemente en su transformación digital (un 63%). Seguidos por el de las telecomunicaciones, con un 32%, y por el de la asistencia médica, con un 26%.

El riesgo a quedar obsoletos es alto para muchas empresas, que podrían dejar de ser rentables en un lapso corto de tiempo (dados los “vaivenes” del mercado en muchos sectores) si no se ponen las pilas. En cualquier caso, abrazar las nuevas tecnologías no es “tan fácil” para algunas industrias. Y es que en algunos de estos sectores la digitalización de los procesos conlleva inversiones muy importantes, que no todas las empresas pueden permitirse en estos momentos. Aunque también es cierto que, según los datos del mismo estudio elaborado por KPMG, existe cierta “resistencia cultural al cambio” en sectores como el industrial. Así como una cierta falta de “visión estratégica” que, como decimos, podría por acabar costando muy cara a muchos grupos empresariales.

Seguros y banca, los alumnos adelantados

No es, al menos en general, el caso del sector seguros. Como ya te contamos en este artículo las aseguradoras españolas, en concreto, cada vez apuestan más y más fuerte por el mundo digital. Pocas son ya las que no tienen una presencia importante en internet, dando opciones para contratar en línea sus productos. Aunque es cierto que nos encontramos en mitad de un proceso complejo que unas están llevando mejor que otras.

El caso de Terránea, como correduría de seguros, merece una mención aparte. Pues se trata de una de las primeras de este sector en apostar en nuestro país por la digitalización de todo el proceso de contratación de seguros. Mantiene tanto la opción física como la telefónica, pero ya es posible realizar prácticamente cualquier gestión relacionada con los seguros de online. No sólo la contratación, sino también dar partes o gestionar siniestros. Una fórmula que los clientes de Terránea han abrazado de forma muy positiva desde su salida, y que cada vez es utilizada por un porcentaje mayor de ellos. El área de clientes de Terránea permite eso y mucho más.

Además, siendo una correduría especializada en el sector transportes, cuando lanzó su área de clientes fue un paso más allá y lanzó su equivalente para empresas


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *