La subida de impuestos al diésel afectaría a 1 de cada 3 transportistas

La Federación Nacional de Asociaciones de Transporte de España ha advertido que la subida de impuestos al combustible diésel de 4 céntimos anunciada por la ministra afectaría a los conductores de transporte profesional de vehículos de menos de 7,5 toneladas.

Repostando gasolina en un camión

La Ley de Presupuestos aprobada este 2018 ya incluía un incremento de hasta 4´8 céntimos por litro a partir del mes de enero de 2019 tanto a la gasolina como al diésel. Cifra a la que ahora habría que sumar la posible subida que acaba de anunciar la Ministra de Hacienda.

María Jesús Montero, titular de la cartera de Hacienda del Gobierno español, advertía el pasado jueves que estaba barajando la posibilidad de incluir en el Proyecto de Ley de Presupuestos para 2019 una subida de 4 céntimos en el impuesto de los carburantes referido al diésel. ¿Su finalidad? Comenzar la equiparación de la fiscalidad entre el diésel y la gasolina. Dejando, en teoría, exento al sector del transporte por carretera.

Sin embargo desde la Federación Nacional de Asociaciones de Transporte de España (FENADISMER) han advertido que con la actual regulación sobre fiscalidad de los carburantes para sectores profesionales, la exención de la nueva carga impositiva únicamente beneficiaría a los transportistas de vehículos pesado de mayor tonelaje. Pero no contemplaría a aquellos transportistas de vehículos con un peso menor de 7,5 toneladas, quienes tendrían que soportar de forma íntegra la subida del impuesto al gasoil.

De esta forma, las subidas afectarían a hasta un tercio de los transportistas españoles que no pueden acogerse a la devolución parcial del impuesto, ya que en la actualidad sólo contempla a los transportistas de vehículos pesados.

La subida anunciada por Montero se sumaría, en este caso,  a la subida ya aprobada en la Ley de Presupuestos para 2018, que preveía una equiparación del tramo autonómico del impuesto sobre los carburantes (para la gasolina y el gasóleo), a partir de enero del año que viene. Lo que en conjunto podría suponer una subida de hasta el 100% del impuesto en algunas regiones. A saber: Aragón, Cantabria, Castilla-León, Extremadura, La Rioja, Madrid, Navarra y País Vasco. Donde la fiscalidad de los carburantes podría dispararse hasta 4’8 céntimos por litro repostado.

A causa de esta circunstancia FENADISMER ha planteado a la Ministra que modifique la actual regulación de la figura del gasóleo profesional, incluyendo como beneficiarios también a los vehículos de transportes de mercancías de menor tonelaje. Ya que este colectivo de transportistas supone cerca de uno de cada tres de los profesionales del transporte en nuestro país.

Seguro para camiones

La subida de impuestos al diésel afectaría a 1 de cada 3 transportistas
5 (100%) 1 vote[s]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *