Las indemnizaciones por siniestros agrícolas rozan los 200 millones en el primer cuatrimestre

Los daños registrados durante el inicio de este año 2018 supera en un 80% a la media del último lustro, habiendo afectado a más de 200.000 hectáreas. Frutales y cítricos encabezan los siniestros, seguidos de caqui, cereales y hortalizas. Las indemnizaciones por daños ascienden a cerca de 200 millones de euros.

siniestros agrícolas como los sufridos en Extremadura a causa del pedrisco han causado multitud de pérdidas a los agricultores

El sistema español de Seguros Agrarios Combinados es el que se ocupa de cubrir a nuestro sector agrario para que pueda afrontar los daños que las explotaciones agrícolas y ganaderas sufren a causa de sucesos climatológicos y epizoóticos. Habiendo registrado durante los primeros cuatro meses de año unas condiciones climáticas especialmente adversas, el seguro agrario se ha vuelto a mostrar como una herramienta imprescindible para el sector.

El impacto de los múltiples fenómenos meteorológicos que han azotado el país es alarmante para muchas explotaciones. Agroseguro ha cifrado una estimación de indemnizaciones que ascendería a 196,30 millones de euros.  Y según sus registros, en base a los partes recibidos por agricultores y ganaderos, los siniestro han afectado a 209.287,07 hectáreas. 

En este primer cuatrimestre los eventos climáticos que más daños han causado al campo español han sido las heladas, las tormentas de pedrisco y los reiterados temporales de lluvia y viento que se han sucedido durante todo el invierno. Siendo la producción de fruta la más perjudicada.  Y es que la bajada de las temperaturas que se produjo a finales de febrero y que, posteriormente, se repitieron en marzo, ha provocado daños por helada en la fruta temprana y extratemprana. Afectando principalmente al melocotón, la nectarina y el paraguayo. Daños agravados por el pedrisco de inicio de marzo. A lo que también se suma el daño por falta de “cuajado” de la fruta.  Lo que en conjunto ha hecho que la indemnización por daños ascienda a cerca de 70 millones de euros.

También los cítricos están entre los más dañados por los temporales de viento y lluvias que se registraron mes tras mes y que causaron caída de la fruta y alteraciones en la piel de esta, reduciendo el valor de la misma. A lo que se sumarían los daños por heladas. En conjunto, la previsión de indemnización se acerca a los 20 millones de euros. 

Cultivos como los cereales, el caqui o las hortalizas se han visto también bastante afectados por la sucesión de temporales y precipitaciones registradas en estos meses. Lo que cifra una indemnización por daños mayor de 33 millones de euros para los dueños de estas explotaciones.

Tampoco se han librado de los daños los plátanos de Canarias, con 6 millones de euros de indemnización prevista; ni las explotaciones de invernadero como la fresa, el fresón y los frutos rojos, con una estimación de 3,5 millones de indemnización en concepto de daños y pérdidas.

Ya en último lugar está el sector pecuario. Sus seguros han tenido que hacer frente a la falta de pastos de este 2018 por la escasez e lluvias que se venía repitiendo desde el anterior ejercicio. Lo que se ha traducido en 11,6 millones de euros estimados.

Seguros Terranea


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *