Cosacos del Don, para Napoleón la mejor caballería ligera

El emperador Napoleón Bonaparte dijo de los cosacos del Don que eran la mejor caballería ligera que había conocido en combate. Además de sus muchas armas y de su habilidad para la guerra, la mayor joya de un cosaco era su caballo, animales que podían llegar a valer hasta 500 rublos de la época y que se sometían a un laborioso proceso de entrenamiento.

Cosacos del Don

La historia cuenta que tras salir derrotado de la desastrosa campaña de Rusia, el emperador francés Napoleón Bonaparte aseguró a sus mariscales que los cosacos (kazaks) eran la mejor caballería ligera con la que había librado combate y que de haberlos tenido enrolados en su ejército probablemente habría cruzado el mundo con ellos.

Formada por una serie de tropas irregulares procedentes del sur de Rusia, fundamentalmente de la región ucraniana bañada por el río Don, la caballería cosaca formaba parte de un pueblo con identidad propia cuyos orígenes eran tan variopintos que entre ellos había individuos de descendencia tártara, eslava y hasta polaca.

Desde el siglo XIV los cosacos siempre combatieron junto al ejército ruso, aunque su carácter independiente provocó múltiples enfrentamientos con el poder establecido en Moscú, algo que fue remitiendo a lo largo del siglo XVIII y que desapareció en el siglo XIX cuando Napoleón decidió invadir territorio ruso. Se calcula que las tropas francesas tuvieron que sufrir el acoso de hasta 70.000 cosacos.

Los cosacos se caracterizaban por portar un extensa y polifacética cantidad de armamento, sobre todo lanzas de entre tres y cuatro metros de longitud, sables, cimitarras o martillos de guerra para la guerra cuerpo a cuerpo y por regla general un par de armas de fuego entre carabinas y pistolas, que podían llegar hasta seis en algunos casos.

Los cosacos

Pero junto a las armas de todo tipo, y además de un valor y una habilidad sin límites a la hora de combatir, lo más importante de un cosaco era su caballo. Las crónicas de la época afirman que un caballo normal podía costar 10 rublos; un buen caballo joven se vendía por 20 rublos; un caballo de carreras llegaba a los 50 rublos, pero sin embargo un caballo cosaco podía valer hasta 500 rublos. ¿Cuál era la razón de que pudiera llegar a ser tan caro?

En aquel momento las estepas próximas al río Don estaban habitadas por manadas de caballos salvajes que tradicionalmente venían siendo capturados por los cosacos. Para comprobar cuáles eran los ejemplares idóneos un grupo de jinetes iniciaba una persecución a máxima velocidad con el fin de que los caballos más débiles o menos aptos acabaran por rendirse.

Después de esta primera selección guiaban al resto de la manada hacia las aguas del río. El objetivo era comprobar que animales después del severo esfuerzo realizado conseguían ganar la orilla opuesta. De los pocos caballos que conseguían no ser arrastrados por la fuerte corriente del Don los cosacos ponían los ojos en aquellos que mostraban ser los más fuertes, manteniendo una persecución que por regla general solía finalizar con la captura de los caballos que habían sido fijados como objetivo.

A partir de aquí comenzaba el laborioso proceso de doma de los cosacos. Durante el primer mes no se hacía ningún intento y el caballo simplemente era alimentado con el mínimo necesario para que sobreviviera y se le dejaba trotar en un corral con una fuerte y alta cerca.

Después de este periodo de adaptación del animal a las nuevas circunstancias comenzaba la fase de entrenamiento, empezando por el reconocimiento del que era su dueño, más tarde haciéndole aceptar la montura y las riendas y, finalmente, con la monta. Ni que decir tiene que en este proceso de doma la escasa alimentación era vital para “convencer” al ejemplar más indómito.

El resultado eran los caballos poderosos y bravos que sorprendieron a Napoleón Bonaparte durante la campaña de Rusia. Animales que bien valían la friolera de 500 rublos y que estaban montados por unos jinetes nacidos para el combate.

seguro para caballos
Cosacos del Don, para Napoleón la mejor caballería ligera
5 (100%) 2 vote[s]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *