EEUU ofrece 1.000 dólares por cada caballo o burro adoptado

El Gobierno estadounidense busca acabar con la superpoblación de caballos salvajes y burros en tierras públicas buscándoles un buen hogar y ayudando en los gastos a quien se haga cargo de ellos.

El BLM (la Oficina de Administración de Tierras o Bureau of Land Management’s en el inglés original) es una sección del Departamento de Interior del Gobierno de EEUU que se encarga de administrar más de 100 millones de hectáreas de terrenos públicos y de mantener en ellos la salud, diversidad y productividad de su ecosistema, ha lanzado una novedosa campaña.

caballos salvajes de EEUU aptos para adoptar

Hablamos de una campaña que responde al gran problema de superpoblación equina que tienen estas tierras, y que amenaza no sólo los recursos naturales por el sobrepastoreo, sino también a los propios animales. Ya que este sobrepastoreo podría derivar en problemas de sequía y falta de alimento para los rebaños de caballos salvajes y burros que habitan estos terrenos. Además de los problemas para la economía rural que vive de estas tierras públicas, y de las que dependen cerca de 500 mil puestos de trabajo.

De hecho en la actualidad se calcula que estas tierras soportan una población equina cercana a los 82.000 ejemplares. Una cifra que triplica la cantidad de animales que pueden soportar estos paisajes naturales según las autoridades ambientales de Estados Unidos.

Desde 1971 BLM ha gestionado la adopción y venta de estos animales salvajes a aquellas personas que les diesen una vida plena, alimentándoles y dándoles un hogar con espacio suficiente. Sin embargo, y dado que el problema de superpoblación no se ha reducido, ahora han decidido tomar una medida drástica: ofrecer 1.000 dólares de ayuda para todo aquel que adopte un caballo o un burro.

De esta forma, quienes adopten uno de estos animales podrán recibir 500 dólares durante los dos meses posteriores a la adopción, y otros 500 transcurrido el año -momento en que se formaliza la titularización del caballo a su nombre-.

Eso sí, cualquiera no puede adoptar uno de estos equinos. Las autoridades estadounidenses, con el fin de proteger el bienestar de estos animales, exigen una serie de requisitos para poder adoptar: no tener ninguna condena por maltrato, captura o caza de estos animales; disponer de un remolque para caballos; y poseer un establo con, al menos, 37m2 para cada animal. Además de comprometerse a permanecer en el país al menos un año.

caballo adoptado junto a su nuevo establo

Según ha explicado Brian Steed, director de BLM, en la administración entienden que adoptar un animal «representa un compromiso». Y señala que el incentivo económico que acaban de lanzar «está diseñado para ayudar con la capacitación inicial y el cuidado humano del adoptante. Apuntando que “nos esforzamos por proteger la salud de estos animales mientras equilibramos otros usos legales de nuestros pastizales públicos, incluso permitiendo otros usos tradicionales de la tierra como la conservación de la vida silvestre y el pastoreo ”.

seguro para caballos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *