¿Cuál es el mejor suelo de casa para tener perro?

Tener perro en casa conlleva diversión y múltiples beneficios, pero también responsabilidades y ciertas preocupaciones que inevitablemente vienen de serie con dicha convivencia. Una de ellas es saber cuál es el mejor suelo para un perro, un detalle importante con el que a veces no se cuenta cuando se decide acoger una mascota en tu piso o apartamento.

Convivir con una mascota es sinónimo de una aventura maravillosa que nos aporta infinitos beneficios para nuestro bienestar. Pero, como todo en la vida, la otra cara de la moneda implica ciertas responsabilidades que no podemos dejar pasar por alto, tanto para lo que concierne a los cuidados del animal y obligaciones del propietario como a las preocupaciones que este puede dedicar con respecto a todo lo que rodea a la convivencia.

La casa y el hogar que le aportamos al animal es sin duda una de ellas. Igual que nos podemos preguntar cuál es el mejor perro para un piso por las dimensiones y condiciones del que se tenga en particular, otra cuestión importante que no debemos pasar por alto es cuál es el mejor suelo para un perro. Evidentemente, se trata de una cuestión que te puedes plantear tanto si tienes decidido cambiar el pavimento como si tu idea es la adoptar un perro y tienes serias dudas sobre cómo puede afectar su estancia en la casa al mismo.

¿Cuál es el mejor suelo para los perros?

Es evidente que la convivencia con una mascota conlleva una serie de riesgos o problemas para el suelo de nuestra casa. Igual que nos preocupa cómo quitar el olor a perro de la casa, a la hora de mantener limpio el apartamento tener protegidas todas las superficies y especialmente el suelo es fundamental conocer de primera mano cuál es el mejor suelo para los perros y cómo cuidarlo y en qué medida.

mejor suelo para los perros

Arañazos, suciedad, manchas de barro, comida u orina, etc. Son algunos de los riesgos, problemas o daños que puede sufrir el suelo de nuestra casa cuando convivimos con una mascota, por lo que lo ideal es que el pavimento contenga unas características específicas para que sea a prueba de perros.

¿Cómo quitar las manchas de orina de perro en el suelo?

  • Es fundamental que sea de calidad y resistente al desgaste que conlleva la estancia de un perro. Incluyendo daños, arañazos, abrasión y humedad.
  • Se recomienda que sea higiénico para evitar que proliferen bacterias y mantengamos unas condiciones de higiene adecuadas. Sobre todo en el caso de tener niños pequeños.
  • Las texturas y el relieve evitan que una mascota pueda derrapar, al mismo tiempo que camufla los posibles daños o arañazos. Igual si es antideslizante.
  • Si cuenta con un sistema de amortiguación de la pisada para reducir el ruido, sin duda hablamos del remate final en cuanto a características idóneas para tener el mejor tipo de suelo si vives con mascota.
  • El hecho de que no sea poroso evitará que las manchas puedan penetrar y dejar una marca imperecedera en el suelo. De esta forma será más fácil de limpiar, algo básico si tenemos mascota en casa.

¿Qué ponerle a los perros en el suelo?

Las alfombras pueden ser un gran aporte de calidez para el ambiente que potencie el aspecto estético. Pero para la convivencia con mascotas en el hogar pueden ser perjudiciales, tanto por la cantidad de pelos que se acumulará como por la posibilidad de que arañen las fibras. Además, las manchas de suciedad serán bastante complejas de eliminar.

cuidar suelo con perro

¿Qué suelo poner con mascotas?

  • Suelos vinílicos (PVC o vinilo): Por su resistencia frente a las manchas al ser 100% impermeables. Existen modelos antideslizantes y anti bacterias, al mismo tiempo que mantienen un aspecto estético que muestra un parecido prácticamente idéntico a los suelos de madera.
  • Suelos de cemento: Un suelo de cemento pulido asegura resistencia suficiente ante el desgaste que suponga la estancia de una mascota. Bien sellado es prácticamente impermeable a las manchas y la dureza de su superficie es perfecta para que los arañazos no dejen marca. Y hará que el animal se resbale lo menos posible.
  • Suelos de piedra natural: Siempre y cuando se evite el mármol y el granito en aquellos modelos más brillantes y pulidos, para evitar los constantes resbalones. La piedra caliza o de pizarra es ideal por su textura rugosa y antideslizante.

¿Cómo cuidar un piso laminado con mascotas?

  • Suelos laminados: Similar a los vinílicos. También ofrecen una gran resistencia ante el desgaste, sobre todo si lo complementamos añadiendo un tratamiento antihumedad.
como hacer para que mi perro no raye el suelo

Suelos no aptos para perros

  • Suelos de madera: Si bien seguramente sea el tipo de suelo más bello y estético, no es nada compatible con demasiada suciedad o desgaste, por lo que la convivencia con mascotas no es nada recomendable.

¿Cómo proteger el piso de madera de los perros?

Debido a su material poroso, es realmente difícil eliminar los restos de manchas que puedan acumularse. Siendo por tanto bastante vulnerable a la orina, pudiendo penetrar y dejando su olor tan particular y desagradable.

  • Suelos de moqueta: La moqueta es aún menos recomendable que la madera en el caso de querer convivir con un perro. Y es que este material acumula más si cabe el aroma que desprenda la suciedad.
suelos no aptos para perro

¿Cómo hacer para que los perros no rayen el suelo?

  • Suelos laminados: Lo ideal es limpiarlo con frecuencia mediante una fregona y con agua. Para eliminar restos de orina, conviene emplear algún producto específico para tarimas laminadas. De igual forma, se recomienda situar el comedero y bebedero de la mascota a distancia, por ejemplo en el balcón o en otra parte de la casa. Otra opción es la de colocar por debajo una superficie de plástica para aumentar la protección del suelo.
  • Suelos de madera o parquet: Volvemos a insistir en que no son una buena opción para decidirte a tener mascota. Pero si ya no hay vuelta atrás y decides no cambiar el suelo, debes extremar los cuidados al máximo. Deberás aplicar un acabado especial para evitar golpes y retrasar el desgaste y limpiar lo más rápido posible la suciedad, antes de que penetre y ya no sea posible y empleando siempre productos concretos y aptos para este material. Recuerda que aquella parte que sea dañada, es muy probable que no te quede más remedio que reemplazarla.
seguro veterinario para perro

Jesús Rengel Ortiz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *