Las pantallas táctiles causan más accidentes que el alcohol o las drogas

Según un estudio elaborado por la asociación independiente de conductores británica en colaboración con la Federación Internacional de Automovilismo, las pantallas táctiles que incorporan los coches modernos pueden provocar más accidentes de tráfico por distracciones que el alcohol o las drogas.

Los fabricantes de vehículos están cada vez más conciéncianos con el desarrollo de tecnologías que ayuden a frenar el número de fallecidos y heridos de gravedad en accidentes de tráfico. Para ello incorporan en sus coches numerosos sistemas de ayuda a la conducción que corrigen los errores que los conductores puedan cometer.

Sin embargo, estos vehículos inteligentes también incorporan cada vez unos sistemas de infoentretenimiento más completos, lo que está provocando que aumenten el número de accidentes a consecuencia de las distracciones.

Este aumento de la siniestralidad está producido, según un estudio realizado por la asociación independiente de conductores británica (IAM RoadSmart) en colaboración con la Federación Internacional de Automovilismo (FIA), principalmente por dos factores.

las pantallas táctiles que incorporan los coches modernos pueden provocar más accidentes de tráfico por distracciones que el alcohol o las drogas.

Por un lado, están las pantallas táctiles de grandes dimensiones y multifuncionales. El estudio pone el foco, especialmente, en aquellas que son capaces de integrar servicios asociados a los teléfonos móviles inteligentes como Whatsapp, redes sociales o correos electrónicos.

A pesar de las consecuencias trágicas que puede acarrear, el uso indebido de estos sistemas durante la conducción está cada vez más extendido por toda Europa. De hecho, la Dirección General de Tráfico (DGT) estima que uno de cada tres accidentes se debe a las distracciones. Además, dentro de estas están aumentando las consideradas “distracciones tecnológicas”, aquellas relacionadas con el uso del móvil, las pantallas o los navegadores.

Por otro lado, el segundo factor de distracción es la integración en el vehículos de los asistentes a la navegación como Android Auto o Apple CarPlay. Estos sistemas están pensados para facilitar la conducción, sin embargo, se están convirtiendo en una de las principales causas de distracción al volante.

Si unimos estos dos factores, y tal y como podemos ver en el citado estudio, el uso de las pantallas táctiles para manejar los sistemas de infoentretenimiento o los sistemas de navegación puede causar más accidentes que el consumo de alcohol y drogas.

El tiempo de reacción como factor clave

El estudio de IAM RoadSmart y la FIA ha demostrado lo fácil que es distraerse manejando los sistemas de infoentretenimiento y navegación al volante. Los datos revelan que algunos conductores llegaron a apartar la vista de la carretera durante alrededor de 16 segundos. Esto supone que si circulamos a 110 km/h recorreremos sin prestar atención alrededor de 500 metros.

Paralelamente, el tiempo de reacción también se ralentiza. Si en condiciones normales un conductor tarda alrededor de un segundo en reaccionar ante un imprevisto, cuando se utilizan los sistemas de navegación de Android Auto o Apple CarPlay las reacciones se retrasan en un 53% y un 57% respectivamente.

Algo menos tarda la reacción de quien maneja el teléfono móvil de manera manual, la cual se ralentiza en un 46%, mientras que en quienes escriben mensajes de texto lo hace en un 35%. Este último porcentaje de ralentización es similar en el uso del control por voz tanto en sistemas Android como iOS.

El dato curioso reside en la comparación de estos resultados con los obtenidos en la prueba de consumo de alcohol o cannabis. De hecho, un conductor que ha consumido alcohol justo por encima del límite legal para la conducción tarda un 12% más de tiempo en reaccionar. Por su parte, las reacciones de aquellos que han consumido cannabis se ralentizan un 21%.

pantallas táctiles coche

Más salidas del carril

Otra de las conclusiones obtenidas del estudio de IAM RoadSmart es el aumento de las salidas del carril y su distancia cuando se manejan las pantallas táctiles.

Según la investigación, un conductor que manipula un sistema con Android Auto se sale alrededor de 53 centímetros de su carril. Por su parte, aquel que hace lo propio con Apple CarPlay se sale 50 centímetros. Estas desviaciones de la trayectoria son una de las principales causas de colisiones frontales.

seguro turismo

TERRÁNEA

Un comentario

  1. Muy buen resumen de los supuestos casos de accidentes. Conocer las estadísticas nos ayudan a evidenciar las problemáticas que provocan accidentes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *