Prohibición de cría y límite de perros con la Ley de Protección Animal

La Dirección General de los Derechos de los Animales presenta el borrador de la futura Ley de Protección Animal, que se hará público el 6 de octubre y que incluye novedades en torno al control poblacional de animales de compañía.

El borrador de la próxima Ley de Protección Animal ya es una realidad tras haber sido presentado por parte de la Dirección General de los Derechos de los Animales. Aunque no se hará público hasta el 6 de octubre para su posterior entrada en vigor en enero de 2023, es posible conocer y analizar los nuevos cambios que incluye la normativa referentes al bienestar animal y con objetivos claros.

Creación de nuevos registros

El primero de ellos no es otro que lograr el sacrificio cero y erradicar por completo el abandono animal. Puesto que ambos objetivos van de la mano, se apuesta por la creación de un Sistema Estatal de Registros de Protección Animal, en el que serán incluidos los siguientes registros:

  • Registro de los animales de compañía actualizado en tiempo real con los datos de las comunidades autónomas.
  • Registro de entidades de protección animal.
  • Registro nacional de criadores.
  • Registro de núcleos zoológicos de animales de compañía, que cruzará los datos con los sistemas de anuncios de las plataformas para evitar la práctica de «criadores pirata»).
  • Registro nacional de profesionales del comportamiento animal.
  • Registro nacional de personas inhabilitadas para la tenencia o trabajo con animales de compañía.

Esta creación e implementación de registros significará, entre otras cuestiones, la obligatoriedad para los criadores de identificar a los animales con microchip como previo paso a su venta.

Además, implicará la creación de un listado positivo de los animales que sí se podrán comprar y vender y que será determinado por un comité científico en base a tres criterios: que no suponga un problema ni para la salud pública, ni para la seguridad pública ni para el medio ambiente. De hecho, la cría de animales alóctonos, incluyendo al visón americano, quedará prohibida por el riesgo de salud pública que supone su papel en la transmisión de la Covid-19.

La prohibición de venta de animales en tiendas es otro de los importantes cambios que incluirá la ley, teniendo que dirigirse el cliente de forma directa al criador autorizado para completar la compra.

Control poblacional de animales de compañía

Con la nueva Ley de Protección Animal queda prohibida la cría particular y queda exclusivamente en manos de criadores. En cuanto a la esterilización, pasará a ser obligatoria antes de cualquier transmisión (venta, adopción o cesión) y será competencia del veterinario realizar una evaluación etológica en caso de que la esterilización sea contraindicada. Ésta también será obligatoria en caso de propietarios particulares que cuenten con animales de diferentes sexos, teniendo que esterilizar a los machos o a las hembras para evitar la cría accidental. También se deberá esterilizar a los animales con acceso libre al exterior sin supervisión.

Perros de manejo especial mejor que PPP

La Ley también pretende reformar el sistema actual que cataloga a los animales como potencialmente peligrosos únicamente por la raza a la que pertenecen. De esta forma, el criterio para considerar a un animal como de «manejo especial» será determinado por su comportamiento y no por su raza.

Un nuevo y renovado sistema de evaluación que se llevará a cabo por profesionales del comportamiento, etólogos y fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, y que tendrá en cuenta el peso y el potencial del perro (principalmente por su peso) para causar daño a las personas, además del posible comportamiento agresivo.

seguro veterinario para perro

Jesús Rengel Ortiz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *