¿Qué son las disciplinas ecuestres y cuáles existen?

En nuestro país son más de una decena las disciplinas ecuestres reconocidas por la Real Federación Española de Hípica. Cada una de estas modalidades está organizada en función de una serie de reglamentos, cuya función es controlar normativamente la práctica y objetivos de los distintos estilos.

La equitación es un deporte practicado en todo el mundo y que comprende distintas disciplinas. Aunque en cada país se reconocen unas u otras modalidades, en España la Real Federación Hípica reconoce las siguientes disciplinas:

Salto de obstáculos

Es una de las disciplinas estrella en todo el planeta y consiste en pasar los obstáculos formados por barras móviles colocadas a una altura determinada. En el recorrido no se pueden cometer faltas como derribos o rehuses. Algunas competiciones de obstáculos incluyen dificultades añadidas como cronómetro, ejercicios a contrarreloj o cambios en la altura de cada salto.

disciplinas ecuestres como el salto con muy conocidas y seguidas

Doma clásica

Junto con el salto es la disciplina más conocida y practicada en casi todos los países. Consiste en realizar una serie de movimientos con un ritmo y soltura máxima marcados por la “reprise”, un programa que establece qué ejercicios y en qué orden deben realizarse, los cuales serán puntuados por los jueces.

Concurso completo

Es el equivalente al triatlón en los atletas y es una de las disciplinas más completas. Las competiciones duran tres días y se deben realizar con el mismo caballo. El primer día se realiza la prueba de doma, el segundo la de cross -donde se realiza un recorrido con obstáculos campo a través- y el tercero es la prueba de salto de obstáculos en pista.

Raid

Esta disciplina consiste en realizar largas distancias en un solo día, lo que exige no sólo una buena preparación física de caballo y jinete sino también una enorme resistencia psicológica de ambos, ya que es imprescindible mantener un buen ritmo pero dosificar la energía, ya que cada cierto tramo se realizan controles veterinarios quedando eliminados aquellos caballos que excedan cierto límite de pulsaciones.

Enganche

Se trata de pruebas donde uno o varios caballos tiran de un carro guiado por un cochero. Las pruebas se dividen en tres categorías en función del número de caballos: limoneras, troncos y cuartas con uno, dos o cuatro animales. Existe un concurso completo de enganche donde a lo largo de tres días se realizan pruebas de doma, maratón y manejabilidad.

Volteo

Esta disciplina es poco conocida y tiene gran dificultad y belleza. Consiste en realizar movimientos y piruetas de gimnasia sobre el caballo a galope, que es conducido pie a tierra con la cuerda por el “longueur”. Existen competiciones individuales, por parejas y equipos, y es la única disciplina que se practica sin casco.

Horseball

Se trata de un partido donde juegan dos equipos de seis jugadores y que consiste en marcar goles en unas canastas verticales. Las normas establecen que la pelota, con asas, debe recogerse sin desmontar y deben intervenir en la jugada al menos tres jugadores antes de encestar.

Doma vaquera

El nombre de “vaquera” tiene su origen en el trabajo de campo con el ganado bravo. Consiste en ejecutar una serie de ejercicios en cualquier condición, para lo cual el animal debe tener una gran docilidad, fuerza y rapidez. En España hay competiciones de alto nivel y poco a poco va ganando fama en Francia.

La doma vaquera es otra de las disciplinas ecuestres más seguidas

Otras disciplinas reconocidas

Además de las ya mencionadas la Real Federación Española de Hípica reconoce otras seis disciplinas.

Poni

Una de las más habituales son la actividad de poni, que va desde la equitación de ocio hasta competiciones de doma, salto o completo.

Turismo ecuestre

El turismo ecuestre es otra de las disciplinas reconocidas. De esta última nació hace pocos años en Francia el “trec”, que consiste en realizar una ruta prefijada sorteando obstáculos naturales y de la que poco a poco van surgiendo competiciones.

Doma paraecuestre

Gracias a la integración hemos podido ver el surgimiento de la doma paraecuestre o doma clásica adaptada, que forma parte de la disciplina paralímpica desde 1996 y en la cual los participantes tienen algún tipo de discapacidad.

Equitación de trabajo

Por último mencionar las dos disciplinas menos conocidas. La primera es la equitación de trabajo, con ciertas similitudes a la doma vaquera y que se define como el proceso de adiestramiento que recibe un caballo con el objetivo de potenciar sus habilidades y adquirir las destrezas necesarias para el trabajo con el ganado en el campo.

equitación de trabajo

La Equitación de Trabajo es una disciplina ecuestre que fue reconocida en España en 2017, aunque se lleva practicando desde siempre en territorios con gran tradición ganadera como Andalucía, Castilla y León y Castilla-La Mancha. Combina distintas disciplinas como el salto o la doma clásica, por lo que tanto jinete como caballo deben tener una destreza elevada y una gran agilidad, condiciones que se cumplen en el PRE, que es la raza más utilizada dentro de nuestras fronteras para competiciones y trabajo.

De entre todas las disciplinas ecuestres existentes hay algunas que gozan de gran fama como la doma clásica o el salto, pero la Real Federación Hípica Española (RFHE) también reconoce otras, como es el caso de la Equitación de Trabajo (Working Equitation).

Esta disciplina puede definirse como el entrenamiento que se da a los caballos para lograr ciertas habilidades y destrezas, que permitan que realicen un trabajo eficiente con ganado o en el campo.

Historia de la equitación de trabajo

Esta disciplina tiene su orígen en Italia a mediados de los años noventa y surgió con el fin de fomentar y unificar los distintos estilos de monta utilizados en el trabajo con ganado. La Equitación de Trabajo está regulada por la World Association of Working Equitation (WAWE) fundada en 2004 y que se encarga de los reglamentos de esta disciplina y de supervisar las competiciones internacionales, en las que se combinan ejercicios de doma, velocidad, precisión y habilidades ganaderas.

La primera competición internacional fueron los Campeonatos de Europa de 1996 y desde entonces el número de aficionados ha crecido de forma rápida. Es algo que no sorprende ya que sus competiciones combinan elegancia, emoción, precisión y una enorme destreza por parte de caballos y de jinetes. En la actualidadla Equitación de Trabajo tiene una gran popularidad en Europa y en Estados Unidos.

Esta disciplina mezcla de forma armoniosa el mundo rural con la delicadeza y elegancia de la doma clásica y la habilidad de las pruebas de salto, lo que hace que numerosos aficionados se vuelvan grandes apasionados.

La equitación de trabajo en España

En España la Equitación de Trabajo no fue reconocida como disciplina ecuestre hasta 2017 y ese mismo año se creó la Unión Nacional de Asociaciones de Equitación de Trabajo (UNAET), organismo que se encarga de unificar las asociaciones autonómicas que representan, defienden y fomentan esta disciplina en Castilla y León, Castilla-La Mancha y Andalucía.

A partir del reconocimiento oficial la RFHE creó un reglamento nacional que regula unas competiciones que se dividen en dos categorías principales: Menores de edad (alevines, infantiles y juveniles) y Seniors. En todas ellas se usa el atuendo típico del país y está aceptada cualquier raza.

equitación de trabajo en España

Esta última categoría se divide a su vez en tres subcategorías: Seniors Iniciados, en la que participan jinetes con caballos menores de siete años. Seniors Intermedia, donde no hay límite de edad para los caballos yse trabaja con cuatro riendas sujetas con ambas manos y Seniors Domados, en la que todas las pruebas se realizan con dos riendas sujetas con una sola mano.

Las competiciones de Equitación de Trabajo constan de cuatro pruebas. La primera es de doma y consiste en prueba de entrenamiento de trabajo. Las reprises en esta prueba varían en dificultad en función de cada categoría.

La segunda es la prueba de manejabilidad, donde se valora la habilidad del binomio caballo-jinete a la hora de sortear obstáculos, los cuales están limitados también por categorías.

La tercera es una prueba de velocidad y, finalmente, la cuarta es la prueba de manejo del ganado, también denominada “Apartado de la Vaca”. Esta última únicamentese realiza en las competiciones por equipos, mientras que las tres primeras se realizan tanto por equipos como de forma individual.

Caballos para Equitación de Trabajo

Aunque se trata de una disciplina donde está aceptada cualquier raza, la elección varía en función del país. En Estados Unidos las razas favoritas son el Quarter Horse y el Mustang,mientras que en nuestro país se emplea el Pura Raza Española y en Portugal el Pura Sangre Lusitano.

jinete y caballo practican equitación de trabajo

Los caballos para la Equitación de Trabajo deben tener una gran agilidad, ya que algunos ejercicios requieren movimientos rápidos de cambio de dirección. Deben ser también ejemplares tranquilos y nobles, con buenas aptitudes para el aprendizaje y con una capacidad de reunión innata.

Reining

La segunda es el “reining”, derivada de la monta western y donde el caballo debe mostrar sus habilidades en velocidad y en maniobras.

seguro para caballos

TERRÁNEA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.