ZIS 115: Así era el tanque con ruedas de Iósif Stalin

El líder comunista Iósif Stalin era un paranoico de los atentados y por esta razón mandó construir la limusina ZIS 115, un vehículo blindado capaz de soportar el impacto de cualquier tipo de proyectil de la época. Además, Stalin nunca viajaba dos días seguidos en el mismo coche, lo que obligó a construir varias unidades del mismo tipo, una de las cuáles acabó en manos de Mao Zedong.

limusina ZIS 115 Stalin

Iósif Stalin, secretario general del Partido Comunista de la URSS entre 1922 y 1952, fue un gran amante de los vehículos de lujo, de ahí que durante su mandato y por orden de Stalin la firma ZIL (Zavod Imeni Likhachyova) trabajara en su planta de Leningrado en el desarrollo de automóviles de gran formato, que curiosamente utilizaban como punto de partida los modelos norteamericanos más icónicos del momento.

Durante la guerra civil rusa (1918-1923) Stalin había utilizado un Packard Twin Six descapotable, de ahí que tras la Segunda Guerra Mundial su objetivo fuera que la automoción rusa pudiera competir con la de Estados Unidos.

Nace el ZIS 115, la limusina de Stalin

El primer intento de ZIL fue un proyecto de coche basado en el Buick 80 y que no consiguió pasar de la fase de prototipo, para posteriormente trabajar sobre el diseño y desarrollo del ZIS 101. Con este modelo, copiado directamente de Packard, la industria automotriz rusa conseguiría su primer éxito, razón por la cual el ZIS 101 fue el automóvil oficial utilizado por la cúpula política comunista.

Pero la figura de Stalin, el considerado “hombre de acero” de la Guerra Fría, estaba por encima de todos aquellos burócratas y como elemento de distinción se diseñó y construyó el ZIS 110, que en realidad era la versión soviética del Packard Custom Super Eight de 1942.

De este modelo de limusina y en total secreto se construyó entre 1948 y 1949 una versión blindada, bautizada con el nombre de ZIS 115. Este vehículo de seis metros de longitud se convirtió en el automóvil oficial de Iósif Stalin.

Por otra parte, y gracias a un regalo del propio Iósif Stalin, una de las 42 unidades que se construyeron del ZIS 115 se convirtió en el coche oficial utilizado por el líder comunista chino Mao Zedong.

limusina ZIS 115 Stalin

Stalin, un paranoico de los atentados

Stalin era un paranoico que estaba convencido de que todo el mundo, comunista y no comunista, conspiraba contra él, y por esta misma razón el ZIS 115 era un auténtico tanque con ruedas.

El habitáculo estaba diseñado de forma integral como si se tratara de una cápsula blindada y sus protecciones, con la mismas especificaciones de los aviones de combate, fueron dimensionadas para soportar el impacto de todo tipo de proyectiles de la época. Por esta razón el coche pesaba más de cuatro toneladas (4.200 kg).

Entre otros detalles de seguridad apuntar que los vidrios de las ventanillas funcionaban gracias a un sistema hidráulico, que tenían un inusual grosor de ocho centímetros y que pesaban 292 kg cada uno.

Por otro lado, su motor de ocho cilindros y seis litros de cubicaje podía generar una potencia de 162 CV y conseguir alcanzar una velocidad máxima de 121 km/h. La transmisión estaba basada en un cambio manual de tres relaciones.

Stalin siempre viajaba en la parte trasera del ZIS 115, sentado entre dos guardaespaldas armados y nunca utilizaba el mismo coche dos días seguidos, lo que obligó a ZIL a construir varias de estas unidades blindadas.

limusina ZIS 115 Stalin

Los otros coches de Stalin

Tras el éxito de la revolución de 1917 el primer coche oficial de Iósif Stalin fue un Vauxhall de 1914. En aquel primer gobierno bolchevique Stalin ocupó el cargo de Comisario del Pueblo para las Nacionalidades. Este coche había llegado desde Gran Bretaña y estaba destinado a la madre del zar Nicolás II.

Con posterioridad, y durante su primera etapa al frente de la Unión Soviética el coche utilizado por Iósif Stalin fue uno de los Rolls-Royce 40/50 Silver Ghost llegados a Rusia entre 1922 y 1925. Nadie se explica cómo el gobierno bolchevique aceptó que dichos vehículos de lujo pudieran entrar en Rusia.

Finalmente, en 1935 el presidente norteamericano Franklin Roosevelt le regaló a Stalin una limusina exclusiva Packard Twelve. Este coche blindado pesaba seis toneladas (cada una de las puertas pesaba 350 kg) y podía alcanzar una velocidad de 130 km/h. El único cambio que mandó realizar Stalin en este vehículo fue repintar el vehículo en el negro oficial soviético.

seguro coche antiguo
Perfil del autor

Terránea es una correduría de seguros especialista en comparar precios del mercado asegurador para ofrecer a sus clientes todo un abanico de servicios.

Dedicada a esta actividad desde 1998, pretendemos ofrecer claridad a nuestros clientes para que puedan ahorrar dinero y escoger la tarifa que se ajusta a sus necesidades.

Encuentra un seguro barato entre más de 30 aseguradoras
con nuestro buscador de seguros.

Tendrás un asesor personal. Ponemos a tu disposición un equipo de 60 profesionales, tramitadores y abogados para gestionar tus siniestros, con las máximas garantías de indemnización, y representarte en caso de conflicto con la compañía aseguradora.

TERRÁNEA

Terránea es una correduría de seguros especialista en comparar precios del mercado asegurador para ofrecer a sus clientes todo un abanico de servicios. Dedicada a esta actividad desde 1998, pretendemos ofrecer claridad a nuestros clientes para que puedan ahorrar dinero y escoger la tarifa que se ajusta a sus necesidades. Encuentra un seguro barato entre más de 30 aseguradoras con nuestro buscador de seguros. Tendrás un asesor personal. Ponemos a tu disposición un equipo de 60 profesionales, tramitadores y abogados para gestionar tus siniestros, con las máximas garantías de indemnización, y representarte en caso de conflicto con la compañía aseguradora.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *