Diferencias entre Sanidad Pública y Privada

Nuestra salud determina en gran parte nuestra calidad de vida y puede ser motivo de nuestras inquietudes y preocupaciones…Ya sabes, tú eres tan importante para tu salud como ella lo es para ti.

El tiempo de espera de las consultas médicas ha aumentado.

Por ello, para su mantenimiento y atención existen principalmente dos medios de atención sanitaria: la pública y la privada. A pesar de que el objetivo principal de ambas es el mismo (el bienestar de los ciudadanos) difieren en el modo de conseguirlo y los métodos de atención.

Icono corazón Servicio de Sanidad Pública

Por un lado, el servicio de sanidad pública es fundamentalmente dependiente de los gobiernos y sus programas de salud, ya que todos los recursos son administrados y gestionados por el estado. Su carácter  es pues, universal: un derecho que tiene todo ciudadano.

seguro de salud

Entre sus funciones, destacan: la promoción de la salud, la gestión de la misma, el control del medio ambiente y de la contaminación, la investigación, la restauración sanitaria, y la reducción del impacto de emergencias y desastres sanitarios.

Ahora bien, pese a que todo el mundo tiene acceso a ella con independencia de la escala social, se enfrenta a grandes problemas.

Inconvenientes de la Sanidad Pública

El principal de todos ellos son las enormes listas de espera que se generan y que pueden llegar a colapsar ciertas áreas de atención. Además, muchas veces se aprecia un déficit de infraestructuras, dado que el presupuesto de desarrollo y mantenimiento es exclusivamente público.

Por lo tanto, pese a que la sanidad pública es un importante derecho en nuestro país y garantiza la atención de los ciudadanos, en ciertos casos, los pacientes pueden padecer los déficit del sistema.

Enfermera Servicio de Sanidad Privada

Por otro lado, el conjunto de empresas que funcionan de manera paralela a estos servicios constituyen la sanidad privada, a las que el ciudadano contribuye mediante la suscripción de seguros de salud.

Dado que es el ciudadano quien escoge el dinero invertido y la empresa óptima para sus necesidades, la sanidad privada conlleva ciertas ventajas. Entre ellas, el problema de excesiva demanda y listas de espera queda paliado: es el cliente el que impone el momento de atención.

Además, los especialistas a quien acudir pueden ser escogidos y acceder a ellos directamente,  sin previo paso por un médico de cabecera. Por lo tanto, podría decirse que en general la sanidad privada supone una atención rápida y personalizada, que mejora la experiencia de los pacientes.

Inconvenientes de la Sanidad Privada

Sólo puedes acceder al servicio de sanidad privada si contratas previamente un seguro de salud, por lo que tendrás que pagar una cuota mensual, trimestral o anual para poder gestionar tus visitas al médico.

En conclusión, las diferencias entre ambas son notables.  Encuentra lo que más se adapte a ti y  a tu familia, y si tienes que escoger entre ambas, recomendamos estudiar las coberturas y condiciones de las distintas opciones.

A la hora de contratar un seguro de salud, pueden surgir dudas por la terminología (carencia, copago…). Si te has quedado con alguna duda, siempre nos puedes llamar al 916403001 de lunes a viernes de 8:00 a 21:30h o pedir que te llamemos.

Si tras leer este artículo te has decantado o estás interesado en saber cuánto cuesta un buen seguro médico, te aconsejo que leas este completísimo artículo sobre Los 10 Mejores Seguros de Salud.

seguro médico

llama compara

Diferencias entre Sanidad Pública y Privada
4.7 (94.29%) 14 vote[s]

3 Comentarios

  1. arturo kortazar azpilikueta martikorena

    La lucha entre lo público y lo privado enmascara la batalla por el poder y el control del dinero, vendiéndolo como servicio público. ¿Quién tiene el poder realmente? Quien controla el dinero, fundamentalmente las entidades financieras más que los gobiernos, que son las responsables de las bonanzas económicas como de las crisis. No se trata de dar mejor calidad del servicio público, ni dar libertad de elegir al ciudadano de quién quiere que le preste el servicio público, si no más bien se trata de conseguir controlar los presupuestos públicos para que cada uno pueda meter a los suyos a cobrar, porque el trabajo es una simple justificación para dar el dinero a quienes quieren… Cuando se transfiere dinero a una entidad privada o concertada, en realidad lo que se está haciendo es transferir el poder a una persona física o jurídica privada, que decide quien está y quien no, quien cobra y quien no, y en definitiva quien vive y quien no.

    La izquierda apuesta siempre por lo público, por lo menos la más progresista, mientras la derecha por lo privado, con la justificación falsa de que el servicio es más barato, mejor y más eficiente, pero claro, metiendo para llevarse el dinero cada uno a los suyos. Cuando se habla de salvar la educación y la sanidad pública por parte del progresismo, lo que se quiere decir es que se quiere salvaguardar una forma de repartir la riqueza pública a través de los salarios en los presupuestos, porque en el sector privado está todo en función de quien conoces y de quien eres hijo, de una forma descarada, independientemente de si estás en política o no.

    Lo público busca dar un servicio público repartiendo la riqueza generada por los impuestos a través del trabajo y los salarios, que para participar en el reparto de la tarta tienes que tener contactos políticos para ingresos medios y altos generalmente, para cobrar una miseria no necesitas la política ni conocer a nadie, hay cuatro millones de inmigrantes que están así, y entre la gente que no posee patrimonio privado del que poder vivir, la mayor parte de la población… Y lo privado busca ganar dinero dando un servicio, cobrándotelo a precio de oro, si puedes pagarlo lo tendrás, y si no tendrás que carecer de ello aunque lo necesites… Es decir, lo privado quiere beneficios y ganar mucho dinero a tu costa. Por ejemplo, están las compañías privadas de salud, que con la edad suben las cuotas, sabes cuánto pagas cuando entras, pero jamás sabes lo que vas a pagar cuando sales, de joven apenas pagas nada, y si se incrementa el uso del servicio a medida que te haces más mayor, en consecuencia te elevan las primas mensuales, hasta que no las puedes pagar, tanto que a partir de unos años avanzados, de 70 o 75 años, ni siquiera puedes contratarlos porque siempre resulta deficitario para la compañía sanitaria de seguros por el excesivo uso que hacen los usuarios del servicio. Y te pueden echar cuando quieran, vía precios, a veces sin motivo o razón.

    Es evidente, que la gestión privada es más costosa y va peor que la pública, aunque digan y vendan por doquier lo contrario, al haber muchos más intermediarios que quieren cobrar del sistema, y sobre todo las empresas privadas quieren que el trabajo que tienen que realizar dos trabajadores, lo haga uno solo, para ahorrar costes, y el dinero de beneficio se lo lleva el empresario porque es un negocio y para eso están, conclusión, entonces habrá personal menos preparado ganando menos sueldo, más desidia e ineptitud, y los caterines de los comedores escolares con la comida de peor calidad, etc… y esto no lo hace el personal de la administración. El problema de lo público es que no hay medidas para mandar al paro a los muchisimos funcionarios que una vez sacada la plaza de oposición, con cumplir el horario y hacer cuatro pijadas, se dedican vivir bien, lo que les queda de vida, con la existencia asegurada porque el cobro es vitalicio. Y si hay medidas para hacer esto, nadie las lleva a cabo porque el dinero público es de todos y de nadie en particular… Asi ninguna gestión puede ser totalmente buena, es como en las empresas privadas, que la gente que lleva muchos años y son unos perros porque lo saben, o lo sabian hasta ahora, no les podían despedir, por los altos costes del despido, ya que la indemnización era muchisimo dinero a desembolsar para la empresa… Asimismo me consta que hay muchísima gente inútil colocada a dedo en las empresas privadas, incluso más que la pública, el mecanismo de entrada es por contactos puro y duro, a las que no se les echa ni a tiros porque les colocó la dirección o los dueños del negocio, y son intocables, y no precisamente por las leyes de protección de derechos laborales. Por no hablar de quienes tienen comportamientos legalmente punibles, como algún alto directivo de banco indultado o que no fue ni juzgado. Estoy de acuerdo en que debe de haber mecanismos de motivación para mejorar el trabajo del empleo público, y de castigo por el incumplimiento de los deberes inherentes al puesto, pero generalizar en que los trabajadores de la función pública son más vagos e inútiles y están peor preparados que los de la privada, es totalmente falso, y es un tópico más que debe desterrarse…

    Las empresas privadas solamente dan servicios que son rentables, es decir que dan beneficios, y las públicas no porque está la rentabilidad social que lo privado no tiene en cuenta nunca.

  2. esta re piola la info gracias

  3. A la sanidad privada también se accede sin compañías aseguradoras de salud pagando directamente los servicios médicos prestados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *