Eris, el perro con el hocico más largo del mundo que triunfa en Instagram

El perro con el hocico más largo del mundo está aprovechando su cualidad única en Instagram, red social en la que ya acumula más de 100.000 seguidores.

ERIS EL PERRO CON EL HOCICO MÁS LARGO

Algunos perros tienen la suerte (o no) de nacer con una característica física que les hace diferentes a la vista del resto. Ese ha sido el caso de Eris, un cánido de raza Borzoi que se ha convertido en famoso por ser el perro con el hocico más largo del mundo. En este caso, su rasgo físico no sólo no le supone ningún problema para su bienestar, sino que además le ha catapultado al «olimpo» en el que se encuentran los perros estrellas de Instagram.

Para empezar, la historia de su raza es bastante amplia, puesto que el galgo ruso o Borzoi con el tiempo pasó de cazar liebres y lobos a convertirse en la mascota de los zares rusos y de la aristocracia rusa. Con la revolución bolchevique pasó a ser símbolo de la decadencia monárquica y un animal en peligro de extinción, salvándose de la misma por los viajes que algunos ejemplares habían hecho a Europa o América.

Su amplio hocico es sin duda uno de sus rasgos característicos más destacados, pero en el caso de Eris se trata sin duda de una cualidad única puesto que posee el que es el hocico con mayor longitud del mundo. Esto a su vez le ha abierto la puerta a la fama gracias a la cuenta de Instagram que sus dueños han creado en su nombre y que utilizan para colgar las fotos del animal y dar a conocer su destacado hocico.

Con tan sólo un año y tres meses de vida, Eris ya acumula 110.000 seguidores en su cuenta, por lo que no cabe duda que su hocico ha causado sensación a la red y le ha convertido en otro caso de perro viral que no deja de ver cómo sus ‘followers’ siguen creciendo gracias a la publicación casi diaria de sus fotos.

Eris además disfruta cada día en su hogar de Richmond (Virginia) de la compañía de Clarice, otro perro de raza Pit Bull con el que juega a menudo como se puede comprobar en el perfil de Instagram del borzoi.

Las reacciones al aspecto físico del can son incontables, atreviéndose más de uno a calificar de «irreal» el hocico de Eris, mientras que otros se atreven a compararlo con un caballo «disfrazado de perro». Ya sea más o menos asombrosa esta cualidad física, de lo que no hay duda es de la felicidad con la que vive Eris en compañía de sus seres queridos, algo que a buen seguro importa más a estos que la fama y el número de seguidores que pueda tener.

seguro para perro

Jesús Rengel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *