Ping Pong, perro discapacitado y héroe por rescatar a un bebé enterrado

De nuevo un peludo de cuatro patas ha dado una lección al resto del mundo poniendo a salvo a un bebé que había sido enterrado vivo por su madre de 15 años.

Quienes visiten con frecuencia nuestro blog conocerán de antemano nuestra predilección por los perros como nuestros mejores y más fieles compañeros de vida. No es para menos si tenemos en cuenta que cada vez se repiten con más asiduidad las noticias en las que un can se ha vestido de héroe sin capa para salvar la vida de un ser humano en peligro, sin importar si se trata de un familiar o un desconocido para el animal.

Los casos de perros como Max, Ivor, Peluche o el perro de nombre desconocido que salvó a un anciano con Alzhéimer perdido son sólo algunos de los otros muchos que hemos ido publicando dada la heroicidad de estos canes salvadores y su correspondiente repercusión en los medios.

Y de nuevo nos toca publicar otra triste historia con final feliz con un peludo llamado Ping Pong como principal protagonista en el papel de rescatador milagroso. Un animal que ha conseguido salvar a un humano en serio peligro, en este caso con más valor si cabe al ser un recién nacido el que se encontraba a las puertas del final de su corta vida.

Nada menos que por ser enterrado vivo y por su propia madre de 15 años, que tras quedar embarazada y dar a luz al bebé no deseado, optó finalmente por deshacerse de él de la peor forma posible por temor a que sus padres, y abuelos de la criatura, se enterasen del estado de su hija adolescente y no se tomaran la noticia de forma agradable.

El suceso, que ha tenido lugar en la aldea tailandesa de Ban Nong Kham situada al noroeste del país asiático, ha generado un gran revuelo en los medios y en las redes sociales dada la crueldad de los hechos y su cercanía a la tragedia de no ser por la intervención milagrosa y salvadora de la mascota.

Un rescate aún más meritorio si tenemos en cuenta que Ping Pong sólo puede mover tres de sus cuatro patas tras haber recibido un atropello recientemente. Una discapacidad que en cambio no le impide seguir utilizando su olfato e instinto como mejor sabe, y gracias a ello pudo dar con lugar en el que se encontraba el bebé bajo tierra.

Usa Nisaika, propietario del animal, confirmó según declaraciones recogidas por medios como The Guardian o BBC que una vez que Ping Pong desenterró el lugar en el que se encontraba la criatura y pudo sacarla, fue trasladada inmediatamente al hospital para ponerla a salvo lo antes posible. La madre de la misma confesaría poco después los hechos, justificando su decisión al miedo a las represalias de su padre por su estado, y ha sido acusada de intento de asesinato. Una vez que el bebé está a salvo, la familia materna ha asegurado que se encargará de sus cuidados.

Y todo gracias a la heroicidad de Ping Pong, en una muestra más del poder del mejor amigo del hombre como su fiel compañero y salvador. El propio Nisaika reconoció que, tras el accidente, no tuvo dudas en seguir contando con su compañía dada su lealtad y obediencia: “Siempre me ayuda cuando voy al campo a atender mi ganado. La aldea entera lo quiere. Es increíble“.

seguro para perro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *