GUÍA: Consejos para practicar Paddle Surf con perro de forma segura

Las ventajas de hacer deporte son innumerables y en verano podemos aprovechar para descubrir nuevas oportunidades propias de la época estival. Una de ellas es la práctica del paddle surf, una actividad que cada vez tiene más presencia en las playas y que incluso podemos practicarla junto a nuestro perro, siempre y cuando sigamos las indicaciones propias que aseguren nuestra seguridad y la de la mascota para disfrutar de una nueva experiencia.

Paddle Surf con perro

A pesar de estar limitados por el calor propio de la época, el verano supone una oportunidad para aventurarse a la práctica de deportes o actividades que encajan a la perfección en los meses del periodo estival. Si bien hacer deporte es algo recomendable durante todo el año, la estación veraniega requiere adaptarse para evitar males mayores que puedan provocarnos el sol o las altas temperaturas. Y la mejor forma es aprovechar sus condicionantes y lanzarnos a practicar determinados deportes que en otra época del año o bien no podríamos o no nos sería tan propicio.

Son muchas las actividades que convierten al mar en el escenario idóneo para su práctica, siendo una de las más habituales en los últimos tiempos el denominado paddle surf, uno de los deportes acuáticos más practicados cada verano y al que también se le conoce como Surf de remo. Se trata de un deporte en el que el navegante se mantiene de pie en una tabla y rema para desplazarse con la ayuda de un remo. Si bien es una actividad que puede practicarse con tranquilidad, requiere tanto concentración como equilibrio.

Si el tiempo y las condiciones del mar así lo permiten, ya que no puede haber oleaje, todos los puntos de la costa española cuentan con zonas destinadas a esta práctica. Pero no sólo estás supeditado a la costa para practicar paddle surf, ya que también puedes encontrar zonas concretas de interior habilitadas para este deporte acuático, que también se encuentra extendido en muchos otros países.

Para aquellos amantes de los animales y que son propietarios de mascotas, cada vez es más común introducir al perro en la práctica del paddle surf con el objetivo de disfrutar de la misma en compañía de su mejor amigo doméstico y así incorporar a la mascota a nuestros planes vacacionales. Una decisión que el animal agradecerá y que le evitará sufrir el temido síndrome de ansiedad por separación tan común cuando nos vamos de vacaciones y no sabemos qué hacer con él o le dejamos demasiado tiempo solo.

Además, contar con su compañía a la hora de practicar paddle surf supondrá vivir una nueva experiencia a buen seguro enriquecedora que aumentará nuestro vínculo de confianza y que querrás repetir si todo sale como debe. Algo que lograremos teniendo en cuenta todos los factores y siguiendo unos consejos básicos que vamos a detallar a continuación, y que podrás consultar a modo de guía cada vez que quieras completar otra sesión de paddle surf con perro.

PREPARACIÓN Y DÍAS PREVIOS

Aunque no lo creas, practicar paddle surf con perro requiere de una preparación previa que nos habitúe tanto a nosotros como al animal a la situación que viviremos una vez estemos en el agua. Como ya os contamos en la guía de consejos para montar en barco con perro, lo más recomendable es que las horas antes a la práctica mantengamos en ayuna al animal, puesto que podría marearse si no está acostumbrado a las condiciones de este deporte y al equilibrio que se precisa para practicarlo.

Precisamente por eso también conviene llevar a cabo ejercicios de propiocepción con la mascota que nos ayuden a ambos a mantener el equilibrio necesario a la hora de hacer paddle surf. El animal debe acostumbrarse también al agua, puesto que el ejercicio requerirá que pasemos rato en el mar y podría agobiarse o estresarse si no está habituado a ello. Acude a la playa con tu perro previamente y asegúrate de que cuando decidas dar el paso no tenga miedo o fobia al agua y se sienta cómodo en ese ambiente.

CÓMO ENSEÑAR A UN PERRO A HACER PADDLE SURF

Hay que tener claro antes de ponernos a ello cuál es nuestro objetivo, que no es otro de disfrutar de un paseo tranquilo con nuestro perro. Tanto tú como el animal debéis estar preparados y se deben de dar las condiciones apropiadas, como contar con aguas tranquilas que no destaquen por su oleaje.

deportes acuáticos con perro

Entrenar primero en tierra o arena: cómo conseguir que aprenda a subir a la tabla

  1. Procura que el entrenamiento y la preparación previa sea una actividad divertida para que también lo sea la práctica real y se encuentren motivados y dispuestos una vez demos el paso.
  2. Para ello debe primero familiarizarse con la playa y con el agua, y luego con la tabla para practicar paddle surf, a la que debe montarse primero en el suelo y en terreno de tierra. Así se acostumbrará a ello e irá ganando en seguridad y confianza hasta que demos el paso al agua.
  3. Empleando el refuerzo positivo, el animal irá acumulando experiencias positivas que aumenten su sensación de seguridad para cuando el reto suba de nivel. Deja que primero explore la tabla y la huela, y tras unos minutos coloca una golosina o un juguete encima de la misma para motivarle y que se suba. Una vez encima debe recibir un premio para que entienda que estamos satisfechos y que él ha conseguido ha hecho algo bien que merece recompensa.
  4. Una vez suba varias veces sin problema, podremos comenzar a indicarle algunas de las órdenes que debe seguir: que suba o baje, que se tumbe, que se siente o se levante, etc. Después subiremos poco a poco nosotros cuando esté sentado o tumbado para que vaya asimilando que vais estar juntos y protegidos.
  5. No olvides acostumbrar al perro al arnés salvavidas, ya que debe asociarlo con la tabla para que cumpla las indicaciones cuando lo tenga puesto y vayamos al agua. Este elemento será fundamental en caso de que el can caiga al agua para volver a incorporarlo a la tabla, para lo que debemos contar con un asa para agarrar al animal.
perro practica paddle surf

Entrenamiento en el agua: cómo mantener al perro en la tabla

  1. Ni que decir queda que para hacer paddle surf con tu perro debes haberlo hecho previamente tú solo y tener dominada la práctica. Incorporar a la mascota supondrá mayor dificultad para nosotros y será más sencillo y corto el proceso de entrenamiento si nosotros hemos practicado primero en solitario. Cuando sea el turno de incorporar a nuestro perro a la tabla, será importante elegir para las primeras ocasiones un lago, río o mar con agua en calma.
  2. Para que el perro suba encima debemos colocar la tabla en la orilla sujetándola para que quede inmovilizada hasta que el animal se sitúe encima. Una vez arriba, le premiaremos.
  3. Podremos mover la tabla poco a poco hacia el interior del agua manteniendo calmado al can y premiándole si se mantiene tranquilo y sentado o tumbado en la misma. No olvides hacer lo mismo cuando salgamos del agua, pues debe asociar siempre el refuerzo positivo de una acción que ha conseguido hacer correctamente.
  4. Nuestro turno. Toca subirnos a la tabla y para que ambos nos mantengamos encima, debemos sentarnos primero en el centro una vez que hayamos bajado al can para después darle la orden de que suba y se siente. Podremos ir remando poco a poco estando sentados y asegurando que el perro se encuentra cómodo.
  5. Cuando sientas la confianza necesaria, puedes ir levantándote y colocarte primero de rodillas para luego ponerte de pie y situar al perro entre tus piernas. Mantén al perro en esa postura mientras remes las primeras veces hasta que consideres que sea seguro incorporarle. Si estáis dos personas en la tabla, puedes atreverte las primeras veces siempre y cuando tu acompañante sujete bien el soporte. El animal será el que nos avise si se encuentra cómodo y seguro y según su estado puedes ir actuando, siempre con calma y paciencia y siendo consciente de que el entrenamiento llevará su tiempo. Ello nos llevará a su vez a plantearnos el siguiente reto, que puede ser el de practicar paddle surf con nuestro perro en otro escenario o ambiente para los que le veamos capacitado.
practicar paddle surf con perro

MATERIAL NECESARIO para practicar paddle surf con perro

  1. Tabla de paddle surf y remo: indispensables para practicar este deporte acuático.
  2. Arnés y correa: fundamental como hemos comentado antes para recoger al animal en caso de caída al agua para que podamos subirlo más fácilmente de nuevo. Recuerda que el collar no nos será igual de útil para esta finalidad, y que la correa debe poder mojarse pero siempre es mejor que no vaya puesto por si volcáis.
  3. Chalecos salvavidas: Necesarios por si la mascota no estuviera demasiado habituada a nadar, aunque recomendamos que deben potenciarse este tipo de cuestiones antes de practicar paddle surf con perro.
  4. Premios para el perro: ya sea en forma de golosinas o empleando juguetes para el refuerzo positivo y que asocie el ejercicio como algo que merece reconocimiento.
  5. Neopreno para nuestro uso: sólo en caso de que podamos pasar frío practicando el deporte.
  6. Crema solar: La forma ideal de proteger nuestra piel y la de nuestro mejor amigo. La trufa es una de las partes más sensibles que evitaremos que pueda quemarse extendiendo un poco de protección solar. Ten en cuenta que algunas razas poseen poco pelo y no conviene que estén expuestas al sol en la playa aunque le extendamos crema protectora.
paddle surf

Para practicar paddle surf con perro CONVIENE SABER…

  1. El estado del mar: como decimos, el mar en calma es la mejor opción para practicar paddle surf con nuestro perro. Por lo menos al comienzo cuando todavía la mascota esté aprendiendo y necesite que el oleaje sea el mínimo posible para que no nos dificulte en demasía la práctica. Una vez el can esté más habituado y enseñado, puedes aventurarte a practicarlo con pequeñas olas, pero no debe ser lo habitual ya que nos resultará más complejo todo el proceso y ni el perro ni tú lo pasaréis tan bien.
  2. Calentamiento y preparación física: igual que para la práctica de cualquier otro deporte. Se deben realizar estiramientos y completar un pequeño calentamiento que nos ayudará a evitar posibles lesiones o molestias musculares que puedan surgir durante el ejercicio. La preparación física es fundamental para la práctica de cualquier actividad deportiva y el paddle surf no es diferente en ese aspecto. Podemos calentar a nuestra mascota mediante una serie de juegos para que corra y se desplace antes de comenzar. Evita practicar el deporte si tiene alguna dolencia muscular o sufre una lesión física. Tampoco es conveniente forzar a un perro anciano que no esté preparado físicamente para este tipo de reto.
  3. Duración de la actividad: no debemos pasarnos. Recuerda que siempre es mejor aprovechar poco tiempo pero que se haya completado bien el ejercicio. Lo recomendable es no extenderse más allá de la media hora, aunque todo depende de si el animal se encuentra cómodo y está disfrutando del paseo. Recuerda ir durante el mismo animándole y volver a la orilla si no lo está pasando bien.
  4. ¿Qué hacer cuando terminemos? Lo ideal sería intentar descansar una vez finalicemos la actividad, pero si el can está algo excitado es posible que corra y se revuelque. No te asustes, es algo normal tras realizar este tipo de actividad y de hecho conviene que caliente igual que antes de comenzar la actividad. Déjale a su aire hasta que se vaya calmando, aunque procura secarle para evitar que pueda enfriarse si pasa demasiado rato mojado. Evita darle de comer y beber hasta que pase un tiempo y así pueda reposar. Finalmente, báñalo con agua dulce para eliminar los restos de sal del mar y también de arena.
  5. Beneficios del paddle surf para tu perro: Practicar una nueva actividad con la mascota siempre será beneficioso para ambos y nos aportará una nueva experiencia que consolidará vuestro vínculo de mejores amigos. Además, supondrá una mejora para la capacidad de equilibrio del animal y su propiocepción, además de fortalecer sus patas y musculatura en general. Por no hablar de que ganaréis en confianza y tu perro se sentirá más preparado y seguro a tu lado.
seguro veterinario para perro

Jesús Rengel Ortiz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *