Electrodomésticos y saneamientos de una furgoneta camper

Comenzamos con uno de los pasos fundamentales a la hora de camperizar una furgoneta: la instalación de electrodomésticos y saneamientos. Un proceso de adaptación al espacio de nuestro habitáculo bastante complejo donde debemos ser conscientes de que no podremos contar con las mismas infraestructuras que en las cocinas o baños de nuestros hogares.

electrodomésticos de una furgoneta camper

En esta ocasión, vamos a hablar sobre cómo adaptar muebles y electrodomésticos a nuestra furgoneta camperizada. Para ello, contamos con el experto Guillermo Marique que nos mostrará, paso a paso, cómo realizar esta compleja tarea.

El objetivo principal cuando camperizas una furgoneta, es que seas independiente a la hora de viajar, que no necesites campings o zonas de servicio. Para ello, necesitas unas buenas instalaciones.

La adaptación de la nevera, la cocina, la ducha o el inodoro al tamaño del habitáculo interior de la furgoneta, es sin duda lo más complicado de esta etapa. Hay que ser conscientes de las limitaciones de espacio y adecuarnos a ellas.

El saneamiento de una furgoneta camper

¿Es fundamental la instalación de saneamiento?

La instalación de saneamientos, que engloba duchas y urinarios, es una cuestión de gustos personales. Influirá la experiencia personal y las necesidades de cada uno.

Si vas a frecuentar campings puedes usar sus baños y duchas públicas. Si quieres más libertad e independencia, la instalación de zona de saneamiento se convierte en un imprescindible.

¿Qué tipo de ducha has instalado, Guillermo?

Una ducha externa que cuenta con su propio depósito y su propia bomba, ajena al sistema de agua que use para el fregadero. Un formato con el que he ahorrado mucho espacio. Por contra, en los meses de frío, tendré que acudir a campings para poder ducharme.

Mi tipo de ducha estaba ya premeditada sabiendo que la gran mayoría de mis viajes serían durante los meses de verano, cuando ducharme fuera al aire libre no supondrá ningún problema.

En el caso de que busques una ducha interior, es necesario crear un espacio especial de cuatro paredes donde también puedes incluir el retrete.

Hay que tener mucho cuidado con esta opción por las fugas. Se trata de la zona donde más humedades se pueda crear, más aún que la zona del fregadero. A no ser que te veas capaz de hacer una instalación perfecta, yo no lo recomendaría, por su enorme complejidad.

El cierre de esta zona tiene que ser totalmente hermético.

También existen duchas interiores de quita y pon, compuesta por plato de ducha, cortina, bomba, alcachofa y depósito de agua. Puedes guardarla o sacarla en cualquier momento. Es una buena opción para ahorrar espacio a la vez te duchas dentro de la furgoneta. Además, en verano también puedes sacarla fuera.

Aunque no requiera instalación, si debemos pensar un lugar fijo en el que colocarla y no cambiar la ubicación cada vez que nos duchemos. Donde más sentido tiene es justo en el centro del habitáculo ya que, por regla general, es la zona con más espacio. Y, además, puede despejarse fácilmente.

¿Qué sistema de ducha es el más recomendable?

Uno muy parecido al mío, pero que cuente con una estructura plegable, como si fuera una mampara que podemos colocar en el exterior de la furgoneta camper. Su principal función es la de darnos privacidad cuando nos estemos duchando, pero también logrará que el vapor de agua permanezca más tiempo. El tipo de ducha será más parecida a la de un domicilio.

En los meses de verano, otra opción que recomendaría bastante sería una ducha solar portátil. Su uso no puede ser más sencillo. No requieren de instalación y son asequibles para cualquier tipo de bolsillo. Únicamente consiste en una bolsa y una alcachofa.

El depósito del agua suele ser de color negro para así absorber mejor el calor del sol y que el interior se caliente más rápido. Solo hay que llenar el depósito y ubicarlo durante más o menos una hora en un lugar con sol y el agua se calentará. Hay que tener cuidado con dejarlo más tiempo de la cuenta.

Después, hay que colocarlo en una zona más o menos alta para ducharse. La capacidad que tiene es alrededor de diez litros, que daría para dos duchas sin problema.

Una solución bastante rápida y por menos de 20€. Muy buena opción si necesitas reducir costes.

ducha exterior para caravana o camper

¿Qué elementos se utilizan en la instalación de la ducha de la camper?

  • Bomba a 12V: el mismo modelo que para la instalación de agua que mencionamos en el artículo sobre el sistema eléctrico de una furgoneta camper.
  • Depósito: independiente a los dos depósitos de agua que hemos instalado en la cocina, con una capacidad de 30 o 40 litros es más que de suficiente para varias duchas.
  • Manguera: de 2 a 3 metros de longitud.
  • Alcachofa de ducha: cualquiera nos vale. Simplemente debe tener el adaptador adecuado para que podamos engancharla a la manguera.

¿Qué tipo de retrete para camper existen?

Un potty, que es básicamente un retrete portátil, una opción que tiene cientos de modalidades: desde el que cuesta 20€, que es una silla con un agujero en el que apoyarse y con una bolsa enganchada, hasta los que superan los 1000€ y son como los de cualquier casa.

Un potty es un sistema que, cada vez que vas al baño, le das a un botón y los restos son succionados por una bolsa con un químico que los desintegra evitando los malos olores y las perdidas.

Una vez esté completa, simplemente se coge la bolsa que está sujeta a un cajón, la tiras y la repones por otra, como si fuera un cubo de basura. Como es todo interno, el resto del potty no tiene posibilidad de ensuciarse ni por el químico ni por los restos.

Al no tener un depósito propio conocido como el de aguas negras, la limpieza es mucho más sencilla y no hay posibilidad que el agua rebose. Este solo es necesario en el caso de los retretes fijos y con cisterna, esta estaría conectada al depósito de aguas limpias.

¿Cómo es la cocina de una furgoneta camper?

La cocina de una furgoneta camper es la adaptación de los distintos elementos que encontramos en una casa convencional llevados a nuestra vivienda sobre ruedas. Aunque nos enfrentamos a un problema enorme: el espacio.

Todos los electrodomésticos de una furgoneta camper deben estar adaptados a un espacio mucho más reducido.

  • La nevera no puede ser tan grande como la de las casas y no se podrá guardar tantos alimentos.
  • Los fuegos o vitrocerámicas siguen la misma línea y, cuando tengas que cocinar, las condiciones y espacio serán reducidos.
muebles furgoneta camper

¿Qué infraestructuras debe tener la cocina de una furgoneta camper?

El objetivo fundamental con los electrodomésticos de una furgoneta camper es ser lo más independiente posible.

La mejor instalación es la que más se parezca a la cocina de una casa convencional. Lógicamente no puedes instalar la misma vitrocerámica que la de nuestros hogares, al menos en mi furgoneta, pero sí la que más se asemeje.

La elección de un modelo u otro dependerá de los gustos y necesidades personales: si nos gusta cocinar dentro de la furgoneta o en el exterior, si precisamos de más o menos espacio, etc.

La comida precocinada o de conserva es una opción que muchos al principio ven como ideal. No precisa muchos recursos para calentarse. Pero acaba cansando.

Normalmente, se busca una cocina más elaborada que precisa de unas infraestructuras mínimas para realizarse. Hay que realizar un estudio adecuado sobre su construcción porque, probablemente, ya no podrás modificarla o será más complicado hacerlo.

Desde el principio debemos crear una zona destinada para cocinar, aunque en nuestros primeros viajes no la usemos. Más adelante, se convertirá en fundamental.

Lo que recomiendo, al igual que mencioné en el artículo sobre las ventanas y claraboyas, es ubicar esta última justo encima de la cocina y usarla como extractor, para que podamos cocinar sin que se llene de humo, olores o humedades y se ventile rápidamente.

Cosas imprescindibles en una cocina de una furgoneta camper

Un aspecto fundamental en los electrodomésticos de una furgoneta camper, son las medidas de seguridad. Es imprescindible incluir un detector de fugas de gas, que detecte cualquier tipo de pérdida: como un corte en el tubo, que no se haya apagado correctamente, etc. Automáticamente corta la salida de gas.

Hay otros aparatos que se sitúan cerca de la bombona de gas y, en cuanto notan una fuga, comienza a pitar y no para hasta que se apague. Ambos sistemas son fundamentales y obligatorios para evitar accidentes domésticos en la furgoneta.

Un extintor también es obligatorio, aunque sea uno pequeño de un kilógramo que pueda guardarse en cualquier hueco y así estar preparado ante cualquier posibilidad de incendio. Puedes conseguirlo por unos 50€ con una capacidad más que suficiente.

fuegos o vitroceramica camper

¿Qué es mejor: fuegos, vitrocerámica o camping gas?

Durante los primeros viajes, quizás, con un camping gas puedes apañarte y cocinar sin ningún problema. Pero, con el paso del tiempo, querrás mejorar las infraestructuras y acabarás instalando algo mejor.

El camping gas es idóneo para los meses de verano. Te permite cocinar fuera de la furgoneta camper y no ensuciar el interior.

También es posible instalar varios fuegos desde el principio, en vez de empezar con un camping gas. Se cocina mucho más rápido y las posibilidades que tienes cuando cocinas son mayores. Por ejemplo, poder hacer una paella para varias personas es algo que con un camping gas es inviable. Mientras que con un sistema de fuegos o vitrocerámica, es muy sencillo.

¿Qué tipo de sistema de cocinado has instalado?

Toda mi cocina forma parte del mismo mueble que compré de segunda mano y que he restaurado. Cuenta con una nevera, un fregadero y varios fuegos de distinta potencia y tamaño.

El hecho de no ser nueva ha tenido tanto ventajas como desventajas. La parte positiva, es que cuento con unas muy buenas infraestructuras de nevera o fuegos que, si hubiese comprado de primera mano, habría sido a un precio desorbitado. El aspecto negativo, es que su reparación me ha supuesto muchas horas de trabajo que con un modelo nuevo no habría gastado.

Se conforma de: Tres fuegos, cada uno de distinto tamaño. Una nevera situada debajo, que tiene toma a batería a 220V y 12V. Un fregadero, con el sumidero debajo, al que he tenido que engancharle dos depósitos: el de aguas limpias y el de aguas grises.

Un factor que hay que tener en cuenta es el riesgo de comprar un mueble de cocina estropeado. Yo me propuse restaurar uno para instalarlo en mi vivienda sobre ruedas. Es un aspecto que quiero recalcar porque, aunque haya conseguido repararlo y ahora funcione a la perfección, existía el riesgo de no conseguir repararlo. El dinero y el tiempo que había invertido no hubiesen servido para nada.

nevera furgoneta camperizada

¿Qué tipo de neveras para campers hay?

  • Neveras portátiles: la típica nevera de camping azul de toda la vida. Una posibilidad que no debemos pasar por alto porque, calidad-precio, son las más efectivas del mercado. Sobre todo, si llevamos poco tiempo con la reforma de nuestra furgoneta camper y vamos un poco justos de dinero. Por solo 20€ conseguimos un modelo que no requiere instalación y puede colocarse en cualquier lado. Únicamente es necesario añadir hielo. Y, a diferencia de os sucesivos modelos que veremos más adelante, da igual la temperatura ambiente del exterior para que enfríe fácilmente y llegue a temperaturas cercanas a los 0 grados. Su aspecto negativo: la dependencia del suministro de hielos cada cierto tiempo. Algo que en España, en las gasolineras, es super sencillo de encontrar. Pero que, por ejemplo, en distintas zonas de Europa es más complicado. Además de ser un hándicap en cuanto a nuestra independencia a la hora de viajar.
  • Neveras termoeléctricas: entre todos los modelos de neveras que deben ir conectadas a la corriente, son las más baratas. Funcionan a 12V. Y por unos 70€ puedes encontrarlas con una capacidad de 40L. Su principal desventaja es que solo enfrían como máximo a 25 grados de diferencia con respecto a la temperatura ambiente. Y eso en verano, donde alcanzas fácilmente los 40 grados, hace que los productos que guardes dentro no terminen de estar fríos, pudiendo inclusive estropearse.
  • Nevera a 220V: para usar esta opción es necesaria la instalación previa de un inversor corriente de al menos 500W. Este tema ya le tratamos en el artículo sobre el sistema eléctrico de las furgonetas camper. Son iguales que las que encontramos en casas convencionales, solo que más pequeñas. Su precio es cercano a los 150€ en capacidades de 40l. Hay que tener cuidado con dos aspectos en estos modelos: le primero, es que están diseñadas para mantenerse fijas y no para un constante movimiento como es el de la conducción, por lo que son muy frágiles. Lo segundo, es obligatorio que sean de bajo consumo (A+) porque si no, gastará la carga de las baterías a las pocas horas. Además, el inversor de corriente debe estar siempre encendido para que la nevera funcione.
  • Nevera de absorción: se adapta a cualquier tipo de conexión. Funciona a gas, a 12V y 220V, por lo que son las más versátiles del mercado. Pero tienen un precio bastante elevado. Su principal ventaja es que su consumo eléctrico es muy bajo; pero, en su contra, podemos ver que solo son capaces de bajar un máximo de 30 grados con respecto a la temperatura ambiente, por lo que en el verano pueden no ser tan efectivas como en invierno. Dependerá del destino de nuestros viajes.
  • Nevera de compresión: las mejores del mercado sin ninguna duda. Aunque también las más caras, y con diferencia. Si no tienes problemas de presupuesto, a largo plazo, son la mejor opción ya que son las únicas capaces de regular su temperatura interior. Su conexión es a 12V y a 220V y con un consumo energético medio.

¿Qué tipo de nevera para furgoneta camperizada has instalado?

En mi caso es de compresión. Venía con el mueble de cocina que he restaurado. Es pequeña, pero más que suficiente para que toda mi comida permanezca en buen estado durante mis viajes. Muchas personas suelen instalar una de mayor tamaño pero, a la larga, acaban perdiendo mucho espacio que podrían destinar para otras zonas.

También lleva incorporado un cajón congelador, fundamental para cuando tengo alimentos que requieren estar más fríos o si necesito enfriar productos rápidamente.

En la furgoneta camper tenemos diversas zonas de almacenaje que podemos usar como despensa y guardar ahí alimentos que no requieran una baja temperatura para mantenerse, tales como las latas de conservas o productos para el desayuno.

¿Cómo se mantienen limpias las zonas de cocina de las campers?

Con el mismo mantenimiento que el de una casa, los mismos utensilios de limpieza. Hay que revisar de vez en cuando si hay fugas de agua para evitar las humedades. Aunque el método sea el mismo que en cualquier domicilio, en una furgoneta camper debemos ser más rigurosos con la limpieza, principalmente porque es más tendente a ensuciarse al tener un contacto directo con el exterior.

El polvo o las bacterias pueden convertirse en grandes enemigos de nuestra vivienda sobre ruedas si no tomamos las precauciones necesarias, sobre todo en el aspecto de la alimentación. Te ofrecemos los mejores consejos para combatir los gérmenes correctamente dentro de una cocina y conseguir una higiene correcta.

accesorios furgoneta camperizada

Accesorios recomendados para una furgoneta camper

Muchos de los consejos que hemos visto sobre la instalación y reaprovechamiento de los electrodomésticos de la furgoneta camper podemos emplearlos para reparar o crear cualquier mobiliario de la camper.

Los accesorios dependerán, en mayor modo, de los gustos personales y de las necesidades que tengamos cada uno.

  • Una luz superior colocada en el techo ubicada cerca de la claraboya para que esté toda la zona bien iluminada, sobre todo para cuando tengamos que cocinar por la noche.
  • Instalar imanes, tanto para los cubiertos como para los vasos, con el objetivo de que no se muevan cuando la furgoneta esté en marcha y duren más. De esta forma, podríamos usar los de una casa y evitaríamos los de plástico de un solo uso, que son los más frecuentes en la vida de camping y los más contaminantes.
  • Multímetro: para cualquier sistema eléctrico de la furgoneta como, por ejemplo, las baterías. Con esta herramienta podemos verificar si su funcionamiento es el correcto.
  • Pistola de silicona: para fijar muebles. No es igual de eficaz que un anclaje con tornillería, pero es una herramienta rápida y sencilla que podemos aplicar en cualquier momento.
  • Destornillador eléctrico: aunque tengamos enchufes para conectar uno por cable, es más recomendable uno portátil con el que podamos llegar a cualquier zona de nuestra furgoneta camper sin ningún problema.
  • Luces USB o distintos modelos de luces portátiles: cualquier formato de luz portátil, y adaptable a cualquier superficie, es de utilidad.

Otros pasos para camperizar nuesta furgoneta

Los electrodomésticos de una furgoneta camper ya estarían terminados. Es hora de continuar con nuestra reforma. Te ofrecemos una guía paso a paso para hacer tu propia camper personalizada:

electrodomésticos de una furgoneta camper

Perfil del autor

Jaime López

Un comentario

  1. Me gusto mucho tu artículo! De verdad que desde hace tiempo he tenido ganas de iniciar un viaje en algún camper.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.