2ª Alerta en Andalucía por otro caballo con fiebre del Nilo

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación ha confirmado un nuevo foco de fiebre del Nilo en Andalucía: Un caballo infectado por el virus en la localidad onubense de Almonte. anunciado un nuevo caso de fiebre del Nilo Occidental en 2019. Esta vez se ha detectado en la localidad de Almonte, Huelva.

Segunda alerta en Andalucía por un caballo andaluz infectado por la fiebre del nilo

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación ha confirmado la detección de un nuevo caso de caballo infectado por el virus que provoca la fiebre del Nilo Occidental. Se trata del segundo caso en menos de un mes, después de que hace unos días se detectase el primer foco de la enfermedad de 2019 en nuestro país por un caballo infectado de la localidad sevillana de Pilas.

Se trata pues, del segundo foco detectado en nuestro país este año. Siendo de nuevo Andalucía la región donde se ha localizado el nuevo foco. En este caso el municipio de Almonte, situado en la provincia de Huelva.

Como ya adelantamos en Terránea en el primer brote, el pasado 2018 se produjo también otro caso de caballo afectado por la fiebre del Nilo Occidental en un caballo en la localidad de Almonte.  Siendo la causa de esta reincidencia en la zona la existencia de varios humedales en los alrededores de esta zona.

Las aves y mosquitos que circundan dichos humedales actúan respectivamente como reservorio y vector del virus. Siendo los mosquitos de la especie Culex pipiens (mosquito común o mosquito trompetero, que se alimenta de sangre y pertenece a la familia Culicidae) los principales causantes de la aparición y reiteración de estos focos del virus. Pues son estos mosquitos los que, tras infectarse del reservorio (las aves), se la transmiten a humanos y caballos mediante sus picaduras.

CICLO TRANSMISIÓN FIEBRE NILO OCCIDENTAL

La fiebre del Nilo Occidental, que ya os explicamos en qué consistía en este artículo, suele ser inocua para los humanos, que habitualmente no suelen llegar a presentar ni tan siquiera síntomas (aunque hay extraños casos en que puede llegar a ser incluso mortal) aunque sean portadores de la enfermedad.

Es la combinación de aves y mosquitos la que causa el principal problema de propagación. Ya que humanos y caballos no pueden infectarse entre ellos. Sino que sólo se ven afectados por la enfermedad a través de las picaduras.

seguro para caballos

Jorge Monroy Criado

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *